Hasta el día de Cristo JESÚS

Por: pastor Daniel Brito

Título: Hasta el día de Cristo JESÚS

Texto: Filipenses 1:3-11:

«Doy gracias a mi Dios cada vez que me acuerdo de ustedes.4 En todas mis oraciones por todos ustedes, siempre oro con alegría,5 porque han participado en el *evangelio desde el primer día hasta ahora.6 Estoy convencido de esto: el que comenzó tan buena obra en ustedes la irá *perfeccionando hasta el día de Cristo Jesús. Es justo que yo piense así de todos ustedes porque los llevo en el corazón; pues, ya sea que me encuentre preso o defendiendo y confirmando el evangelio, todos ustedes participan conmigo de la gracia que Dios me ha dado.8 Dios es testigo de cuánto los quiero a todos con el entrañable amor de Cristo Jesús. 9 Esto es lo que pido en oración: que el amor de ustedes abunde cada vez más en conocimiento y en buen juicio,10 para que disciernan lo que es mejor, y sean puros e irreprochables para el día de Cristo,11 llenos del fruto de justicia que se produce por medio de Jesucristo, para gloria y alabanza de Dios.»

Introducción:

Las Sagradas Escrituras nos muestran con toda claridad, que la vida del creyente en Cristo, es una vida en preparación para un día encontrarnos con el SEÑOR. Trataremos los siguientes puntos:

(1) El escenario.

(2) Convencido de esto.

(3) Puros e Irreprochables.

(4) El Día de Cristo JESÚS.

(5) La Pregunta.

Lección:

1. El escenario. —Esta hermosa Epístola fue escrita por el apóstol Pablo por Inspiración del Espíritu Santo, mientras él se encontraba prisionero por el evangelio en la ciudad de Roma. Pablo estaba esperando el día de su apelación al emperador Romano. Es bajo esas circunstancias, que el apóstol escribe nuestra Epístola.

2. Convencido de esto. — El apóstol Pablo le escribe a esta iglesia con un gran regocijo al recordarlos a ellos. Los recuerdos eran buenos, y el apóstol los anima orando por ellos, y recordándoles que, la OBRA es de Dios, porque nadie puede ser salvo o vivir una vida cristiana sin la ayuda de Dios, porque es Dios el que hace la obra en nosotros. Por eso dice: «el que comenzó tan buena obra en ustedes» El apóstol está totalmente seguro, que así como Dios comenzó esa obra en los filipenses (y agregamos en nosotros también), la iba a terminar, o perfeccionar como dice el Texto Sagrado. Notemos dos cosas.

a. La primera es que el Espíritu Santo va mejorando nuestras vidas durante el transcurso de nuestro peregrinaje aquí en la tierra. Por eso dice el verso 6:

i. «Estoy convencido de esto: el que comenzó tan buena obra en ustedes la irá *perfeccionando hasta el día de Cristo Jesús»

ii. Noten como el apóstol le llama “perfeccionando”, o sea, desde el momento de la conversión, el Espíritu Santo va cambiando la vida del creyente, culminando en aquel día de nuestro SEÑOR JESÚS en la perfección.

b. La segunda es que nuestra vida aquí en la tierra se debe vivir en espera del día de nuestro SEÑOR JESUCRISTO.

i. De ahí que los creyentes, al igual que los filipenses hacían, debemos tener como secundario las cosas de aquí en la tierra, y como primordial, la espera de encontrarnos un día con JESUCRISTO.

ii. Eso nos lleva a nuestro tercer punto.

3. Puros e Irreprochables. —(verso 10) «para que disciernan lo que es mejor, y sean puros e irreprochables para el día de Cristo»

a. Otra vez el día de Cristo es mencionado, como la culminación de nuestra espera en esta tierra.

b. Como ya hemos mencionado en el punto anterior, el Espíritu Santo va “perfeccionando” nuestras vidas aquí en la tierra. Es por medio de esa ayuda, que el creyente vive una vida SEPARADA para JESUCRISTO. Ha esa separación se le llama SANTIDAD.

i. (2ª Pedro 3:14) «Por eso, queridos hermanos, mientras esperan estos acontecimientos, esfuércense para que Dios los halle sin mancha y sin defecto, y en paz con él.»

ii. (1 Tesalonicenses 3:13) «Que los fortalezca interiormente para que, cuando nuestro Señor Jesús venga con todos sus *santos, la santidad de ustedes sea intachable delante de nuestro Dios y Padre.»

c. Noten que estos versos que hemos leído todos apuntan a una preparación para el día de nuestro SEÑOR JESÚS.

i. En otras palabras, esa es la ESPERANZA del creyente, por la que vivimos una vida en ESPERA y en PREPARACIÓN, para encontrarnos con nuestro SEÑOR.

ii. Debemos aclarar que esa espera no va acompañada de miedo, ni tampoco de nerviosismo como es típico del ser humano cuando espera algo diferente. Al contrario, es una espera como cuando un niño espera a su padre que viene de un viaje, y el niño sabe muy bien que el padre le trae un regalo. Dos cosas en esta analogía, y es que el niño está anhelando ver a su padre, y deseoso de saber qué regalo trae consigo.

(1) Es igual con el creyente, que debe estar anhelando aquel día especial de nuestro encuentro con JESUCRISTO.

(2) Eso nos lleva ahora al cuarto punto.

4. El Día de Cristo JESÚS. — Ya hemos hablado de la espera del creyente sobre el día de nuestro SEÑOR JESÚS, ahora, debemos aclarar un poco lo que ese día es.

a. El día de CRISTO JESÚS, es el día de nuestro encuentro con JESUCRISTO. Para la Iglesia, es el día cuando nuestro SEÑOR JESÚS llame a Su Iglesia, en lo que conocemos como el ARREBATAMIENTO de la Iglesia en los aires.

b. Para los no convertidos, ese es el día mencionado en el Antiguo Testamento como el Día del SEÑOR. Un día de juicio por parte de Dios hacia la humanidad. Será un día terrible. Es el día cuando JESUCRISTO viene a tomar Su Reino en la tierra, para Reinar por mil años.

i. (Amós 5:18-20) «¡Ay de los que suspiran por el día del Señor! ¿De qué les servirá ese día si va a ser de oscuridad y no de luz? 19 Será como cuando alguien huye de un león y se le viene encima un oso, o como cuando al llegar a su casa, apoya la mano en la pared y lo muerde una serpiente. 20 ¿No será el día del Señor de oscuridad y no de luz? ¡Será por cierto sombrío y sin resplandor!»

c. Noten la diferencia, el día de CRISTO JESÚS, es un día que debemos anhelar. Es un día donde iremos a encontrarnos con nuestro Salvador.

i. Mientras que el día del SEÑOR es un día de miedo, de oscuridad, y de juicio por parte de Dios.

ii. Por eso la Palabra de Dios dice en 2ª Pedro 3:10-14:

(1) «Pero el día del Señor vendrá como un ladrón. En aquel día los cielos desaparecerán con un estruendo espantoso, los elementos serán destruidos por el fuego, y la tierra, con todo lo que hay en ella, será quemada.11 Ya que todo será destruido de esa manera, ¿no deberían vivir ustedes como Dios manda, siguiendo una conducta intachable12 y esperando ansiosamente la venida del día de Dios? Ese día los cielos serán destruidos por el fuego, y los elementos se derretirán con el calor de las llamas.13 Pero, según su promesa, esperamos un cielo nuevo y una tierra nueva, en los que habite la justicia. 14 Por eso, queridos hermanos, mientras esperan estos acontecimientos, esfuércense para que Dios los halle sin mancha y sin defecto, y en paz con él.»

d. Por eso el creyente vive una vida SEPARADA, o sea en SANTIDAD, deseoso/a de aquel día cuando se encuentre con el SEÑOR, en el día de CRISTO JESÚS.

5. La Pregunta. — ¿Cuál es tu condición? ¿Cuál de los dos caminos llevas? Como los filipenses, te invitamos a seguir el camino que lleva a la vida eterna, y al encuentro con nuestro Salvador en el día de Cristo JESÚS.

Conclusión:

Oremos.

*Toda referencia Bíblica es tomada de la Biblia, Nueva Versión Internacional*

**Este sermón fue predicado en Septiembre, 2009**

2 pensamientos en “Hasta el día de Cristo JESÚS

  1. gracias por esas reflexiones que le ayudan a uno para poder seguir adelante son reflexiones llenas de gracia y sencillez que llegan al corazon siga adelante en este ermoso ministerio
    gracias y que dios les siga bendiciendo
    beluz

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s