Cristo: El Supremos Ejemplo de Humildad y Obediencia

Por: pastor Daniel Brito

TÍTULO: Cristo: El Supremos Ejemplo de Humildad y Obediencia

TEXTO: Filipenses 2:1-4

«Por tanto, si sienten algún estímulo en su unión con Cristo, algún consuelo en su amor, algún compañerismo en el Espíritu, algún afecto entrañable, llénenme de alegría teniendo un mismo parecer, un mismo amor, unidos en alma y pensamiento. No hagan nada por egoísmo o vanidad; más bien, con humildad consideren a los demás como superiores a ustedes mismos. Cada uno debe velar no sólo por sus propios intereses sino también por los intereses de los demás.»

TEMA: Estudios en Filipenses (parte 3)

INTRODUCCIÓN

Seguimos ahora con nuestra tercera lección sobre la Epístola a los Filipenses. El tema de hoy es una continuación del anterior y trata sobre como la HUMILDAD del creyente debe asemejarse a la HUMILDAD de nuestro SEÑOR JESUCRISTO. Que DIOS bendiga Su Palabra predicada en esta noche.

LECCIÓN

  1. Trasfondo. Debemos regresar a los últimos versos del capítulo anterior para unirlo a este segundo capítulo. Recordando que los capítulos y versos no son parte del Texto original, sino que fueron agregados para nuestra ayuda.

    1. (Filipenses 1:27-30) «Pase lo que pase, compórtense de una manera digna del evangelio de Cristo. De este modo, ya sea que vaya a verlos o que, estando ausente, sólo tenga noticias de ustedes, sabré que siguen firmes en un mismo propósito, luchando unánimes por la fe del evangelio 28 y sin temor alguno a sus adversarios, lo cual es para ellos señal de destrucción. Para ustedes, en cambio, es señal de salvación, y esto proviene de Dios. 29 Porque a ustedes se les ha concedido no sólo creer en Cristo, sino también sufrir por él, 30 pues sostienen la misma lucha que antes me vieron sostener, y que ahora saben que sigo sosteniendo.»

    1. Los filipenses estaban sufriendo oposición como dijimos en la lección pasada, pero no sabemos exactamente de donde provenía esa oposición, pero sabiendo que Filipo era una colonia Romana, y el culto al emperador incluía llamarlo señor César, como título divino, es obvio que los Cristianos iban a enfrentar conflictos en sus lugares de trabajo, y aun con los vecinos, ya que para el Cristiano, no hay otro señor sino EL SEÑOR JESUCRISTO.

      1. El verso 27 donde dice compórtense, el apóstol Pablo usa como dice Lacueva:

        1. «Pablo no usa aquí el verbo griego peripatéin, caminar, sino politeúomai, vivir conforme a la ciudadanía. Que Pablo tiene en mente la ciudadanía celestial, se ve por 3:20, donde lo expresa de forma explícita.»i

    1. La importancia de como el Cristiano debe vivir una vida ejemplar como CIUDADANOS DEL CIELO delante de todos.

      1. Eso debe ser aun en medio de las dificultades y persecución.

      1. Esto ahora nos lleva al capítulo DOS.

  1. Un llamado a la HUMILDAD. (Filipenses 2:1-4) «Por tanto, si sienten algún estímulo en su unión con Cristo, algún consuelo en su amor, algún compañerismo en el Espíritu, algún afecto entrañable, llénenme de alegría teniendo un mismo parecer, un mismo amor, unidos en alma y pensamiento. No hagan nada por egoísmo o vanidad; más bien, con humildad consideren a los demás como superiores a ustedes mismos. Cada uno debe velar no sólo por sus propios intereses sino también por los intereses de los demás.»

    1. Ahora, no solamente debemos vivir como CIUDADANOS DEL CIELO, debemos de buscar la UNIDAD entre los hermanos.

    1. Pero noten que algo que se opone a la UNIDAD entre los Cristianos es el egoísmo, la vanidad, celos, etcétera.

      1. El egoísmo, dice John MacArthur, es un pecado que consume y destruye. La primera e inevitable víctima es la persona que lo manifiesta, aunque nadie más haya sido lastimado. Porque este pecado, como todo otro, comienza en un corazón pecaminoso, cualquiera puede cometerlo, sin importar si hay una oportunidad para que sea expresado. Aunque no se manifieste en lo externo, el egoísmo engendra enojo, resentimiento, y celos.ii

      1. Eso puede llevar a las OBRAS DE LA CARNE (Gálatas 5:19-21).

    1. Antes de seguir, noten como Pablo les dice que «completen» el gozo, o lo llenen de «alegría» teniendo ese mismo parecer (verso 2).

      1. «completad mi gozo, siendo de un mismo sentir, teniendo el mismo amor, unánimes, sintiendo una misma cosa.» RVR1977

    1. En cuanto al amor fraternal (v. 2) debemos entender que para que haya UNIDAD en el CUERPO DE JESUCRISTO, debe haber AMOR. Eso es porque la OBRA del SEÑOR solamente puede crecer si los hermanos en Cristo tienen el AMOR DEL SEÑOR EN SUS VIDAS.

      1. Sabemos que las sectas y otras religiones crecen de una manera rápida, pero ese crecimiento se basa en diferentes factores que no tienen nada que ver con el AMOR, ya que ellos no conocen al VERDADERO DIOS.

      1. Es por medio del AMOR fraternal que los hermanos en Cristo comparten el Evangelio con aquellos que no conocen a DIOS.

      1. Es por medio del AMOR FRATERNAL que los hermanos en Cristo ayudan a los necesitados.

  1. IMITADORES DE CRISTO. (v. 4) «Cada uno debe velar no sólo por sus propios intereses sino también por los intereses de los demás.»

    1. El Cristiano no solamente debe ser IMITADOR DE CRISTO en CONDUCTA, sino también en HUMILDAD.

      1. Nótese el verso 4, el cual nos muestra cual debe ser nuestra actitud hacia los demás, lo cual no es fácil.

    1. En la vida del cristiano en la iglesia local, es difícil considerar a otros como SUPERIORES. Es más, en los ministerios en la iglesia local, y en la iglesia en general, hay mucha competencia entre hermanos/as.

      1. Sin embargo, este verso nos muestra que eso no debe ser así.

    1. No podemos SERVIR al SEÑOR por motivos de envidia o rivalidad, como aquellos que se habían convertido en enemigos de Pablo estaban haciendo en Roma.

      1. (Filipenses 1:15-17) «Es cierto que algunos predican a Cristo por envidia y rivalidad, pero otros lo hacen con buenas intenciones. 16 Estos últimos lo hacen por amor, pues saben que he sido puesto para la defensa del evangelio. 17 Aquéllos predican a Cristo por ambición personal y no por motivos puros, creyendo que así van a aumentar las angustias que sufro en mi prisión.»

    1. Debemos recordar que todos tendremos que presentarnos en el TRIBUNAL de JESUCRISTO para rendirle cuentas a Él de lo que hicimos aquí con lo que Él nos dio.

      1. Noten que ese Juicio no es para perdición eterna, sino que es para recompensas.

        1. (1 Corintios 3:10-15) «Según la gracia que Dios me ha dado, yo, como maestro constructor, eché los cimientos, y otro construye sobre ellos. Pero cada uno tenga cuidado de cómo construye, 11 porque nadie puede poner un fundamento diferente del que ya está puesto, que es Jesucristo. 12 Si alguien construye sobre este fundamento, ya sea con oro, plata y piedras preciosas, o con madera, heno y paja, 13 su obra se mostrará tal cual es, pues el día del juicio la dejará al descubierto. El fuego la dará a conocer, y pondrá a prueba la calidad del trabajo de cada uno. 14 Si lo que alguien ha construido permanece, recibirá su recompensa, 15 pero si su obra es consumida por las llamas, él sufrirá pérdida. Será salvo, pero como quien pasa por el fuego.»

      1. Pablo también agrega que la Iglesia es el TEMPLO DE DIOS.

        1. (vers. 16-17) «¿No saben que ustedes son templo de Dios y que el Espíritu de Dios habita en ustedes? 17 Si alguno destruye el templo de Dios, él mismo será destruido por Dios; porque el templo de Dios es sagrado, y ustedes son ese templo.»

      1. Ya que la Iglesia (incluyendo la asamblea local) es sagrada, es decir, dedicada a DIOS y para Su Servicio, cualquiera que “destruye” (corrompe o arruina) la asamblea (específicamente, la asamblea local) está luchando en contra de DIOS, y “DIOS lo destruirá”, es decir, castigar con destrucción eterna en el lago de fuego (2 Pedro 2:8, 10, 12).iii

    1. Con esto ahora podemos entender que las rivalidades y egoísmo no llevan a nada bueno en la Iglesia en general ni en la iglesia local, pero tampoco en los individuos. Más bien, lleva a las obras de la carne.

    1. ANÉCDOTA: «H. B. Garlock, quien fuera por muchos años secretario de campo del programa misionero de las Asambleas de Dios en África, había tomado el hábito de viajar por el interior de los países con los pastores nacionales. Mientras vivía y trabajaba con ellos, sus valores y su ejemplo cristiano fueron traspasados a muchos de ellos.

      1. Un hábito especial que él tenía era detenerse para quitar las grandes piedras que encontraban en el camino. Pocos se molestarían en hacer esto, pero el misionero Garlock lo hacía. Cuando los pastores nacionales que le acompañaban protestaban por la molestia, él les respondía: “pero haremos que el camino resulte más fácil para los que vengan detrás.” Años más tarde, los viajeros que transitaban por aquella región podían identificar de inmediato a los “discípulos” de Garlock, pues ellos también se detenían en el camino para quitar los pedruscos.»iv

  1. LA HUMILDAD DE JESUCRISTO. (v. 6) «La actitud de ustedes debe ser como la de Cristo Jesús»

    1. Ahora el apóstol Pablo nos deja el mejor ejemplo y es el de nuestro SEÑOR JESUCRISTO.

    1. La mayoría de los estudiosos creen que los versos 5- 11 son parte de un HIMNOv que los creyentes de la Iglesia Primitiva «cantaban su fe».vi

      1. (vers. 5-11) «La actitud de ustedes debe ser como la de Cristo Jesús, quien, siendo por naturaleza Dios, no consideró el ser igual a Dios como algo a qué aferrarse. Por el contrario, se rebajó voluntariamente, tomando la naturaleza de siervo y haciéndose semejante a los seres humanos. Y al manifestarse como hombre, se humilló a sí mismo y se hizo obediente hasta la muerte, ¡y muerte de cruz! Por eso Dios lo exaltó hasta lo sumo y le otorgó el nombre que está sobre todo nombre, 10 para que ante el nombre de Jesús se doble toda rodilla en el cielo y en la tierra y debajo de la tierra, 11 y toda lengua confiese que Jesucristo es el Señor, para gloria de Dios Padre.»

    1. El verso 6 habla de la PREEXISTENCIA de JESUCRISTO, al igual que Juan 1:1.

      1. «En el principio ya existía el Verbo, y el Verbo estaba con Dios,
            y el Verbo era Dios.»

      1. Así el verso 6 está hablando de la ETERNIDAD DEL HIJO.

    1. Los versos 7 – 8 hablan de la ENCARNACIÓN del HIJO. Así también lo hace Juan 1:14.

      1. «Y el Verbo se hizo hombre y habitó entre nosotros. Y hemos contemplado su gloria, la gloria que corresponde al Hijo unigénito del Padre, lleno de gracia y de verdad.»

      1. Nótese que en los versos de Filipenses 7 y 8, y luego en Juan 1:14, tenemos una AFIRMACIÓN que el VERBO, es decir, el HIJO, no vino sobre algún hombre, ni tampoco tomó semejanza de hombre como los Docetistas creían.

        1. Según los Docetistas, la Humanidad de Cristo era solamente una apariencia, pero no era Humanidad completa. Esas creencias heréticas entraron en la Iglesia a finales del primer siglo, pero fueron rechazadas por la Iglesia.vii

      1. Su Humillación fue hasta ir a la Cruz del Calvario por los pecadores.

    1. El verso 9 habla sobre Su Resurrección y Exaltación.

      1. La Encarnación y muerte en la Cruz iba seguida por Su Victoria sobre la muerte al Resucitar de entre los muertos.

    1. Los versos 9 al 11 sigue con Su Exaltación y con el NOMBRE SOBRE TODO NOMBRE que le es dado al SEÑOR JESÚS.

    1. Sobre el NOMBRE sobre todo NOMBRE, la mayoría de los estudiosos consideran que Pablo se estaba refiriendo a JEHOVÁ, o YAHVÉ, que en la forma griega es SEÑOR.viii

      1. Pablo está citando Isaías 45:23: «Por mí mismo hice juramento, de mi boca salió palabra en justicia, y no será revocada: Que a mí se doblará toda rodilla, y jurará toda lengua.» RVR1977

      1. Nótese también que JESÚS es conocido como EL SEÑOR. Título de Divinidad que como ya hemos dicho, es la forma griega para JEHOVÁ.

        1. Al decir SEÑOR JESÚS, los filipenses estaban rehusando llamar a Nerón César Señor, en una ciudad donde el culto al emperador sin duda, jugó un papel importante.ix

      1. También debemos notar que nadie puede llamar a JESÚS SEÑOR si no es por el Espíritu Santo.

        1. (1 Corintios 12:3) «Por eso les advierto que nadie que esté hablando por el Espíritu de Dios puede maldecir a Jesús; ni nadie puede decir: «Jesús es el Señor» sino por el Espíritu Santo.»

        1. Una persona que ha Nacido de Nuevo, CONFIESA por Obra del ESPÍRITU SANTO, que JESUCRISTO ES SEÑOR.

        1. Sobre los que maldicen a JESÚS, seguramente que Pablo se estaba refiriendo a judíos y a paganos.

    1. Pero algo más sobre el NOMBRE sobre todo NOMBRE, recordemos que el NOMBRE JESÚS está unido al de JEHOVÁ, así vemos que nadie puede ser salvo por otro NOMBRE sino el de JESÚS.

      1. (Hechos 4:12) «De hecho, en ningún otro hay salvación, porque no hay bajo el cielo otro nombre dado a los hombres mediante el cual podamos ser salvos.»

      1. También vemos como la Iglesia se reunía y oraba en el NOMBRE DE JESÚS en el libro de los Hecho.

      1. Como agrega Menzies: «El nombre de Jesús está por encima de todo nombre. ¡No hay mayor autoridad que ésta!»x

  1. NO OLVIDEMOS LA GRAN LECCIÓN. Hemos podido apreciar el gran ejemplo que nuestro Salvador JESUCRISTO nos ha dejado en cuanto a la HUMILDAD.

    1. También debemos recordar que unos pocos días antes de ir a la Cruz del Calvario, el SEÑOR JESÚS lavó los pies de los apóstoles para enseñarles HUMILDAD (Juan 13).

    1. ¡JESUCRISTO ES SEÑOR, JESUCRISTO ES DIOS! JESUCRISTO se hizo hombre para dar Su Vida por los pecadores. Ya que estamos EN CRISTO, sigamos como DISCÍPULOS de CRISTO Su ejemplo de HUMILDAD.

CONCLUSIÓN

Oremos…

*Todo Texto Bíblico sin otra indicación, ha sido tomado de la Santa Biblia, Nueva Versión Internacional.

Notas:

i Francisco Lacueva, en el Comentario Bíblico de Matthew Henry (obra completa), p. 1695, Editorial CLIE (1999).

ii MacArthur, John F. Philippians MacArthur New Testament Commentary (Macarthur New Testament Commentary Serie) (Kindle Locations 2640-2643). Moody Publishers. Kindle Edition.

iii Horton, Stanley M.. I & II Corinthians: A Logion Press Commentary (Logion Press Commentaries) (Kindle Locations 887-890). BookMasters. Kindle Edition.

iv William W. Menzies, Filipenses, La Epístola del Gozo, p. 52, Editorial VIDA (1983).

v Fee, Gordon D.. Paul’s Letter to the Philippians (Kindle Locations 5847-5851). Eerdmans Publishing Co – A. Kindle Edition.

vi Menzies, p. 57.

vii F. F. Bruce, Philippians, New International Biblical Commentary, p. 70, Hendrickson Publishers (1989).

viii Fee, Gordon D., Kindle Locations 6682-6683.

ix Ibid. Kindle Locations 5922-5923.

x Menzies, p. 62.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s