Manasés, el rey impío que corrompió a una nación

Por: pastor Daniel Brito

Título: Manasés, el rey impío que corrompió a una nación

Texto: 2ª Crónicas 33:10-13

«El Señor les habló a Manasés y a su pueblo, pero no le hicieron caso. 11 Por eso el Señor envió contra ellos a los jefes del ejército del rey de Asiria, los cuales capturaron a Manasés y lo llevaron a Babilonia sujeto con garfios y cadenas de bronce. 12 Estando en tal aflicción, imploró al Señor, Dios de sus antepasados, y se humilló profundamente ante él. 13 Oró al Señor, y él escuchó sus súplicas y le permitió regresar a Jerusalén y volver a reinar. Así Manasés reconoció que sólo el Señor es Dios

Introducción:

En la Biblia encontramos grandes ejemplos buenos y malos de hombres y mujeres que son de gran ayuda para cada uno de nosotros. Aquí tenemos a un rey impío que después que se arrepiente, recibe el perdón del SEÑOR. No solamente en la Biblia pero en la historia de la Iglesia tenemos grandes ejemplos también de hombres perversos que un día fueron encontrados por la Gracia Salvadora de nuestro SEÑOR JESÚS. Que Dios bendiga Su Palabra predicada en esta noche.

  1. Trasfondo. – Manasés era el hijo de la “vejez” del buen rey Ezequías, de quien podemos decir que hizo lo bueno ante los ojos del SEÑOR. Debemos recordar que su padre Ezequías había enfermado de gravedad, y recibió palabra del SEÑOR por medio del profeta Isaías quien le dijo que pusiera a cuenta su vida porque iba a morir. Pero Ezequías oró al SEÑOR, y se humilló delante del SEÑOR, quien le otorgó 15 años extra para su vida. Tres años después nació Manasés, quien tenía 12 años cuando su padre Ezequías murió. Su reinado de 55 años fue el más largo de los reyes de Judá, y fue el peor de todos ellos.
  1. El hombre impío que retó a JEHOVÁ. – (2ª Crónicas 33:1-9) «Manasés tenía doce años cuando ascendió al trono, y reinó en Jerusalén cincuenta y cinco años. 2 Pero hizo lo que ofende al Señor, pues practicó las repugnantes ceremonias de las naciones que el Señor había expulsado al paso de los israelitas. 3 Reconstruyó los *santuarios paganos que su padre Ezequías había derribado; además, erigió altares en honor de los *baales e hizo imágenes de la diosa *Aserá. Se postró ante todos los astros del cielo y los adoró. 4 Construyó altares en el templo del Señor, lugar del cual el Señor había dicho: «En Jerusalén habitaré para siempre.» 5 En ambos atrios del templo del Señor construyó altares en honor de los astros del cielo. 6 Sacrificó en el fuego a sus hijos en el valle de Ben Hinón, practicó la magia, la hechicería y la adivinación, y consultó a nigromantes y a espiritistas. Hizo continuamente lo que ofende al Señor, provocando así su ira. 7 Tomó la imagen del ídolo que había hecho y lo puso en el templo de Dios, lugar del cual Dios había dicho a David y a su hijo Salomón: «En este templo en Jerusalén, la ciudad que he escogido de entre todas las tribus de Israel, habitaré para siempre. 8 Nunca más arrojaré a los israelitas de la tierra en que establecí a sus antepasados, siempre y cuando tengan cuidado de cumplir todo lo que les he ordenado, es decir, toda la *ley, los estatutos y los mandamientos que les di por medio de Moisés.» 9 Manasés descarrió a los habitantes de Judá y de Jerusalén, de modo que se condujeron peor que las naciones que el Señor destruyó al paso de los israelitas
    1. Manasés tenía suficiente edad para recordar las oraciones piadosas de sus padres, y sobre todo, recordar lo que habría escuchado de la SANIDAD que su padre había recibido después de haber enfermado de muerte. El SEÑOR JEHOVÁ le había concedido 15 años extra a Ezequías, y Manasés como ya hemos dicho, nació durante ese espacio de tiempo. Así que su nacimiento también podemos considerarlo: “Por Gracia Divina.”
    1. Pero como dijo el gran predicador del siglo 19 Charles Spurgeon, es una realidad que cuando los hombres se descarrían después de una buena crianza, son los peores hombres en el mundo.i
      1. Puedo decir que seguramente que Ezequías no había sido negligente en la educación de su hijo en la vejez. Este hombre piadoso sin duda alguna debe haberle dado buen ejemplo a su hijo.
    1. Manasés tenía solamente 12 años cuando comenzó a reinar, pero enseguida se pudo notar su oposición total a la vida que su padre había vivido en obediencia a JEHOVÁ.

 

      1. Manasés derribó lo que su padre había construido, y en oposición a ello, construyó templos a los ídolos, que su padre había derribado.
      1. Noten lo que el verso 2 dice sobre Manasés:
        1. «Pero hizo lo que ofende al Señor, pues practicó las repugnantes ceremonias de las naciones que el Señor había expulsado al paso de los israelitas.»
      1. Manasés abiertamente practicó las ceremonias repugnantes que el SEÑOR le había prohibido al pueblo de Israel tomar parte en ellas.
    1. Veamos un resumen de lo que Manasés hizo:
      1. Reconstruyó los altares paganos que su padre Ezequías había derribado.
      1. Erigió altares en honor a los baales.
      1. Hizo imágenes de la falsa diosa Aserá.
      1. Se postró ante todos los astros del cielo y los adoró.
      1. Para más colmo, retó al mismo JEHOVÁ al construir altares para sus ídolos en el TEMPLO de DIOS. (verso 4b) «…lugar del cual el Señor había dicho: «En Jerusalén habitaré para siempre
      1. Sacrificó en el fuego a sus hijos en el valle de Ben Hinón.
      1. Practicó la magia.
      1. Practicó la hechicería.
      1. Practicó la adivinación.
      1. Consultó a nigromantes y espiritistas.
        1. Eso quiere decir que consultó a los muertos por medio de médiums.
      1. Noten que el verso 6 termina diciendo: “…Hizo continuamente lo que ofende al Señor, provocando así su ira.
    1. Una de las cosas más repugnantes que Manasés hizo fue el de sacrificar a sus propios hijos en el valle de Ben Hinón. No sabemos cuantos de sus hijos sacrificó a los falsos dioses, pero lo que sí sabemos es que fue más de uno.
  1. La mala influencia de Manasés. – Cuando uno estudia el Texto Sagrado, uno puede encontrar grandes ejemplos de hombres que fueron líderes y gobernantes, y que fueron mala influencia para el pueblo. Podemos decir que aquellos que se quieren perder, no se conforman con perderse ellos solos, sino que buscan que otros se pierdan con ellos también. Eso también es evidente en medio nuestro.
    1. Como rey, Manasés fue tan malo como el impío Acab y su esposa Jezabel. Fue un gobernante perverso cuya influencia sobre el pueblo es evidente.
      1. Las cosas que Manasés hacía, el pueblo las repetía.
    1. Debemos entender bien que los gobiernos sí tienen una gran influencia sobre el pueblo. No solamente en la Historia Sagrada, sino también en la Historia de la Iglesia, y en la Historia Profana.
  1. ¿Por qué permitió DIOS un reinado tan largo? Esa es la pregunta que tantas veces uno puede hacerse a uno mismo, y en realidad se escuchan tantas explicaciones sobre el por qué, pero es evidente que así como cuando el pueblo de Israel pidió un rey, DIOS les dio a Saúl, quien no era el que DIOS quería, pero era el que el pueblo quería, es lo que DIOS hizo con el pueblo de Judá. En otras palabras, DIOS le dio a Israel lo que Israel quería. En este caso podemos decir lo mismo, y es que DIOS le dio al pueblo de Judá lo que ellos querían. Es por eso que el JUICIO de DIOS no iba dirigido solamente hacia Manasés, sino hacia todo el pueblo en general.
    1. Cuando un pueblo elige o apoya los males de un gobernante, se hacen partícipes de sus malas acciones.
    1. Ese fue el caso del pueblo de Israel, que, aunque ellos no eligieron a Manasés como rey, sí apoyaron sus acciones al ellos hacerlas también.
    1. NOTA: Lo mismo podemos decir de nuestra nación aquí en los Estados Unidos, la cual ha reelegido al Presidente Obama, y por ende, apoyan las malas acciones del Presidente Obama, incluyendo el matrimonio entre personas del mismo sexo, el aborto, y el desprecio a la nación de Israel.
      1. Agrego que la reelección del Presidente Obama es como recibir de parte de DIOS como nación, lo que la nación quiere.
  1. El castigo de Manasés. – Leamos otra vez los Versos 10-11: «El Señor les habló a Manasés y a su pueblo, pero no le hicieron caso. 11 Por eso el Señor envió contra ellos a los jefes del ejército del rey de Asiria, los cuales capturaron a Manasés y lo llevaron a Babilonia sujeto con garfios y cadenas de bronce.»
    1. Parece ser que Manasés era vasallo del rey de Asiria, y se había rebelado probablemente durante un levantamiento de los babilonios.
      1. Pero de lo que estamos seguros, es que fue el CASTIGO por parte de JEHOVÁ sobre Manasés. Eso es lo que el Texto Sagrado dice con toda claridad.
    1. Noten que dice que fue capturado y llevado por garfios y cadenas de bronce. Imagínese que Manasés es llevado como una bestia era llevada por un garfio, o un anillo agarrado de su nariz.
      1. El comentarista Robert L. Sawyer, menciona un monumento del Rey de Asiria, llevando a dos cautivos por garfios o anillos a través de sus labios.ii
      1. Los asirios eran bien conocidos por su crueldad.
  1. El arrepentimiento de Manasés. – (Verso 13) «Estando en tal aflicción, imploró al Señor, Dios de sus antepasados, y se humilló profundamente ante él. 13 Oró al Señor, y él escuchó sus súplicas y le permitió regresar a Jerusalén y volver a reinar. Así Manasés reconoció que sólo el Señor es Dios
    1. Es obvio que Manasés en su soledad, experimentó la realidad que los dioses falsos no contestan las oraciones. Los dioses falsos tampoco perdonan, porque no pueden oír ni hablar, y siendo que los demonios están detrás de los falsos dioses, tampoco tienen compasión.
    1. Manasés genuinamente se arrepiente y experimenta una conversión. El que antes no creía en JEHOVÁ como DIOS y pisoteaba Su Nombre, ahora reconoce que Él es el único DIOS.
      1. «….Así Manasés reconoció que sólo el Señor es Dios
    1. Solamente DIOS puede perdonar los pecados, y aquí tenemos una parte muy importante sobre el PERDÓN que debemos ponerle atención.
      1. DIOS perdona a Manasés en el cautiverio POR GRACIA, porque no podía hacer sacrificios bajo esas circunstancias.
      1. DIOS lo perdona MIRANDO a la CRUZ del Calvario, a la Obra Redentora de nuestro SEÑOR JESÚS.
    1. Es por eso que es importante notar que cuando el SEÑOR JESÚS antes de ir a la Cruz del Calvario, perdonaba a la gente, los Judíos sabían muy bien que eso solamente le pertenecía a DIOS. Con eso el SEÑOR JESÚS mostraba SU DIVINIDAD.
    1. Esdras, al narrar el relato de Manasés en nuestro Texto, está mostrando lo que el pueblo de Israel en el cautiverio debía hacer, y era ARREPENTIRSE des sus transgresiones (Deuteronomio 30:1-10).
    1. Ahora bien, con toda seguridad, podemos decir que DIOS perdona a todo pecador, por muy malo que haya sido, si de veras se ARREPIENTE de sus pecados. Eso es un gran consuelo para todo pecador que obedece el llamado de nuestro SEÑOR JESÚS.
  1. Las CONSECUENCIAS. – Aunque Manasés hizo reformas y compartió su fe en JEHOVÁ, también derribó muchos altares a los dioses falsos, pero no todos fueron quitados, y el pueblo aunque podía notar el cambio en Manasés, por la manera en que él había pisoteado el Culto a JEHOVÁ fue algo difícil de superar.
    1. La gente evidentemente sintieron que Manasés estaba viejo y cansado del pecado. La edad a veces resuelve el problema de los actos externos, pero nunca pueden cambiar el corazón. Eso solamente lo puede hacer DIOS.iii
    1. Las CONSECUENCIAS las podemos ver muy bien en el hijo de Manasés que heredó su trono, Amón.
      1. Amón tenía solamente 22 años cuando comenzó a reinar y solamente reinó 2 años.
      1. Hizo la misma maldad que su padre Manasés, sacrificando sus hijos a moloc.
      1. Los hijos imitan a sus padres en sus vicios, pero rara vez cuando se ARREPIENTEN. Si los padres pecan, sus hijos los siguen, sin duda alguna; pero cuando ellos se arrepienten y regresan a Dios, no es fácil llevar a un hijo de regreso por el camino que había abandonado.iv
    1. Manasés es un gran ejemplo de la gente que rehúsa creer en DIOS porque le gusta su pecado. Encuentran que el creer en DIOS es tener que someterse a reglas que no quieren seguir.
      1. Manasés fue un hombre cruel, asesino, idólatra. Violó la Ley del SEÑOR sin pensarlo dos veces. Seguramente que pensando que como no creía en JEHOVÁ, podía burlarse de la LEY DE JEHOVÁ.
      1. Así es todo el que no quiere creer en DIOS. Prefieren quedarse en su pecado.
  1. Últimas palabras. – Debemos notar que hombres como Manasés hay en todo lugar, no solamente entre los gobernantes. Pero son los gobernantes los que tienen una gran influencia sobre el pueblo, y casi siempre la influencia es mala.
    1. Veamos algunos ejemplos:
      1. No es de extrañar que en la antigua Unión Soviética, donde el comunismo gobernó por más de 70 años, la influencia de ese comunismo ateo ha sido el ateísmo.
      1. Lo mismo ha ocurrido en Cuba, donde después de más de 50 años, lo que el gobierno ha dejado como legado, a parte de la miseria, ha sido el ateísmo.
    1. Debemos orar por nuestros gobernantes para que DIOS les conceda sabiduría.
      1. (1ª Timoteo 2:1-5) «Así que recomiendo, ante todo, que se hagan plegarias, oraciones, súplicas y acciones de gracias por todos, 2 especialmente por los gobernantes[a] y por todas las autoridades, para que tengamos paz y tranquilidad, y llevemos una vida piadosa y digna. 3 Esto es bueno y agradable a Dios nuestro Salvador, 4 pues él quiere que todos sean salvos y lleguen a conocer la verdad. 5 Porque hay un solo Dios y un solo mediador entre Dios y los hombres, Jesucristo hombre»
      1. Ahora bien, DIOS quiere que todos lleguen al conocimiento de la Verdad, y debe ser nuestro deseo que ellos también como gobernantes, encuentren la VERDAD.
      1. DIOS puede salvar a cualquier gobernante por muy malo que sea si de verdad se ARREPIENTE de sus pecados, y entrega su vida a JESUCRISTO.
      1. Pero las CONSECUENCIAS son real. Generaciones son afectadas por la impiedad de los gobernantes.
    1. Gobernantes déspotas como Manasés, y los tantos dictadores en los gobiernos modernos, imponen sus leyes anti-Cristianas para que el pueblo adore (o no adore), según como ellos quieren, y acepten las PERVERSIONES que ellos al legalizar, quieren que sean consideradas NORMAL. La respuesta a eso es hacer lo que los apóstoles hicieron, y es predicar el Evangelio sin cesar, compartiendo la VERDAD la cual alumbra la mentira de los gobernantes impíos.
      1. (Filipenses 1:12-14) «Hermanos, quiero que sepan que, en realidad, lo que me ha pasado ha contribuido al avance del *evangelio. 13 Es más, se ha hecho evidente a toda la guardia del palacio[b] y a todos los demás que estoy encadenado por causa de Cristo. 14 Gracias a mis cadenas, ahora más que nunca la mayoría de los hermanos, confiados en el Señor, se han atrevido a anunciar sin temor la palabra de Dios
      1. El apóstol Pablo había sufrido cárcel por el Evangelio, y había apelado al César. Mientras estaba en espera, estaba encadenado a un soldado todo el tiempo. Pero el SEÑOR había usado esas cadenas para que el Evangelio pudiera llegar hasta la guardia del Palacio del César. Y podemos decir que seguramente, impactó a otros cercanos al César en el Palacio.
    1. Debemos recordar que el Poder del Evangelio se encuentra en la Obra Redentora de nuestro SEÑOR JESÚS. ¡Para Él sea la Gloria y la Honra!

Conclusión

Oremos….

*Toda referencia Bíblica ha sido tomada de la Biblia, Nueva Versión Internacional.

Notas:

i Charles Spurgeon, Manasseh, Sermons, vol. 2, Christian Ethereal Library.

ii Robert L. Sawyer, Beacon Commentary, vol. 2, Beacon Hill Publishers.

iii Ibid.

iv Spurgeon.

Lo malo de la maldad jactanciosa

Por: pastor Daniel Brito

Título: Lo malo de la maldad jactanciosa

Texto: 1ª Samuel 21:1-6

«Cuando David llegó a Nob, fue a ver al sacerdote Ajimélec, quien al encontrarse con David se puso nervioso. —¿Por qué vienes solo? —le preguntó—. ¿Cómo es que nadie te acompaña? 2 David le respondió: —Vengo por orden del rey, pero nadie debe saber a qué me ha enviado ni cuál es esa orden. En cuanto a mis hombres, ya les he indicado dónde encontrarnos.3 ¿Qué provisiones tienes a mano? Dame unos cinco panes, o algo más que tengas. 4 —No tengo a la mano pan común y corriente —le contestó el sacerdote—. Podría darte el pan consagrado, si es que tus hombres se han abstenido por lo menos de estar con mujeres.

5 David respondió: —Te aseguro que, como es la costumbre cuando salimos en una expedición, no hemos tenido contacto con mujeres. Además, mis hombres se consagran incluso en expediciones ordinarias, así que con más razón están consagrados ahora. 6 Por tanto, el sacerdote le entregó a David el pan consagrado, ya que no había otro. Era el *pan de la Presencia que había sido quitado de delante del Señor y reemplazado por el pan caliente del día

Introducción

En esta noche seguimos con nuestro estudio de A TRAVÉS DE LA BIBLIA LIBRO POR LIBRO, siguiendo en el libro de 1ª Samuel. En este hermoso libro encontramos grandes lecciones para cada una de nuestras vidas. Dios bendiga Su Palabra predicada en esta noche.

Lección

  1. Trasfondo. – Nuestra lección sigue la cronología de nuestro estudio pasado, en lo cual David ha estado huyendo del rey Saúl. Si ustedes recuerdan, nuestra última lección trató sobre la ´´humildad´´ de Jonatán, el hijo del rey Saúl, quien siendo el heredero del reino, entendió muy bien que JEHOVÁ había escogido a David como rey, y había hecho un pacto con David para la protección de su descendencia. Ahora David huye a la ciudad de Nob, la ciudad donde los sacerdotes tenían el Tabernáculo, y donde el pueblo llegaba a adorar a JEHOVÁ.
    1. David engaña al sumo sacerdote Ajimélec, haciéndole creer que estaba en una misión secreta ordenada por el rey.
    1. Es importante notar que el autor menciona a Doeg el edomita, uno de los oficiales del rey, pero que no era Israelita. Este Doeg más adelante hace gran daño a los sacerdotes del SEÑOR.
  1. La falsa obediencia a la ley. – (Marcos 2:23-27) «Un *sábado, al cruzar Jesús los sembrados, sus discípulos comenzaron a arrancar a su paso unas espigas de trigo. 24 —Mira —le preguntaron los *fariseos—, ¿por qué hacen ellos lo que está prohibido hacer en sábado? 25 Él les contestó: —¿Nunca han leído lo que hizo David en aquella ocasión, cuando él y sus compañeros tuvieron hambre y pasaron necesidad?26 Entró en la casa de Dios cuando Abiatar era el sumo sacerdote, y comió los panes consagrados a Dios, que sólo a los sacerdotes les es permitido comer. Y dio también a sus compañeros. 27 »El sábado se hizo para el hombre, y no el hombre para el sábado —añadió—.28 Así que el Hijo del hombre es Señor incluso del sábado.»
    1. El SEÑOR JESUCRISTO tuvo que enfrentar en varias ocaciones a los líderes religiosos sobre la pregunta de guardar el Sábado. En esta ocasión, Sus discípulos tenían hambre, y mientras cruzaban un campo sembrado, comenzaron a arrancar espitas de trigo. La ley de Moisés no prohibía eso, al contrario, lo permitía mientras no fuera para recoger y llevar a la casa (Deuteronomio 23:24-25).
    1. Con el tiempo, la tradición de los ancianos había agregado una prohibición para todo en el día de reposo. Pero noten que JESUCRISTO no trató de aclarar que no estaban quebrantando la ley, sino que más bien les recordó a ellos el incidente con David que ya hemos leído, y como es que ahora hay alguien MAYOR que David delante de ellos, y lo están acusando. Veamos algo:
      1. En primer lugar, alguien mayor aquí es el mismo DADOR DE LA LEY. JESUCRISTO no está escondiendo quien es; al contrario, los enfrenta a ellos como el DADOR DE LA LEY.
      1. Como el Hijo del Hombre, era HIJO de David, pero MAYOR que David por ser el DIOS ETERNO, y por esa razón, es SEÑOR del Sábado.
      1. La ley no había sido dada para ´´maltratar´´ a nadie. En este caso, los discípulos del SEÑOR tenían hambre, y arrancaban el trigo mientras seguían caminando.
      1. En el caso de David, también tenían hambre, y el SEÑOR aprueba el que hubieran quebrantado la ley para comer del pan que solamente los sacerdotes podían comer.
    1. LECCIÓN PARA NOSOTROS: Aquellos que quieren guardar el Sábado, se encuentran con problemas serios, porque ´´condicionan´´ su salvación a guardar un DÍA. Ese no es el Evangelio de la GRACIA. Ese es un Evangelio de ´´sacrificios´´ tomando los esmeros u obras de las personas, en vez de hacerlo solamente por los méritos de JESUCRISTO.
  1. David sigue huyendo. – Debemos recordar lo que ya hemos tratado en estos estudios, y es que David estaba siendo preparado para la obra que había sido llamado a hacer como el futuro rey de Israel. En la Biblia encontramos muchos ejemplos de hombres y mujeres que tuvieron que pasar por adversidad, antes de ser usados por el SEÑOR. El mejor ejemplo es José, el hijo de Jacob, quien pasó años primero de esclavo, y después como prisionero del Faraón injustamente. Todo eso era una preparación para el puesto que José ocuparía como segundo del Faraón, y así salvar las vidas de miles de personas. José reconoció eso después (Génesis 50:20).
    1. El creyente debe recordar que está en una escuela para servir al SEÑOR. Las dificultades prueban el carácter y la fe del creyente. Por eso en el servicio al SEÑOR, no se deben considerar a los nuevos convertidos para ciertos puestos, o responsabilidades de la Obra de DIOS. La razón es porque todavía están pasando por esa escuela que prueba la fortaleza de la fe del creyente en medio de las dificultades.
      1. Como ejemplo, el apóstol Pablo le dice a Timoteo que no ordene Obispos (pastores) o diáconos que sen ´´neófitos´´. O sea, nuevos convertidos, para que no se les ´´infle´´ la cabeza, cayendo en el ´´orgullo´´, lo cual es la condenación del diablo (1 Timoteo 3:6).
    1. David huye a dos lugares:
      1. En primer lugar, a la tierra de los Filisteos, pero es reconocido ahí y casi pierde su vida. David se hace pasar por un loco, escribiendo en las paredes, y dejando que la saliba le saliera por la boca.
        1. (1ª Samuel 21:10-15) «Ese mismo día David, todavía huyendo de Saúl, se dirigió a Aquis, rey de Gat.11 Los oficiales le dijeron a Aquis: —¿No es éste David, el rey del país? ¿No es él por quien danzaban, y en los cantos decían: «Saúl destruyó a un ejército, pero David aniquiló a diez»? 12 Al oír esto, David se preocupó y tuvo mucho miedo de Aquis, rey de Gat.13 Por lo tanto, cuando estaban por apresarlo, fingió perder la razón y, en público, comenzó a portarse como un loco, haciendo garabatos en las puertas y dejando que la saliva le corriera por la barba. 14 Aquis dijo entonces a sus oficiales: —¿Pero qué, no se fijan? ¡Ese hombre está loco! ¿Para qué me lo traen?15 ¿Acaso me hacen falta más locos, que encima me traen a éste para hacer sus locuras en mi presencia? ¡Sáquenlo de mi palacio!»
      1. En segundo lugar, David huye a la cueva de Adulán, y después a la tierra de Moab.
        1. (1ª Samuel 22:1-5) «David se fue de Gat y huyó a la cueva de Adulán. Cuando sus hermanos y el resto de la familia se enteraron, fueron a verlo allí.2 Además, se le unieron muchos otros que estaban en apuros, cargados de deudas o amargados. Así, David llegó a tener bajo su mando a unos cuatrocientos hombres. 3 De allí se dirigió a Mizpa, en Moab, y le pidió al rey de ese lugar: «Deja que mis padres vengan a vivir entre ustedes hasta que yo sepa lo que Dios quiere de mí.»4 Fue así como dejó a sus padres con el rey de Moab, y ellos se quedaron allí todo el tiempo que David permaneció en su refugio. 5 Pero el profeta Gad le dijo a David: «No te quedes en el refugio. Es mejor que regreses a la tierra de Judá.» Entonces David se fue de allí, y se metió en el bosque de Jaret.»
        1. Esto nos lleva a nuestro siguiente punto.
  1. Los seguidores de David. – Nuestro Texto nos muestra que sus familiares se unieron a David cuando se enteraron donde estaban. Aun sus padres tuvieron que dejar todo para seguirlo, porque sus vidas peligraban. No hay duda que Samuel en su celo y envidia, hubiera hecho cualquier cosa para vengarse de David. Noten que unos cuatrocientos hombres se unieron a David. Veamos algunas cosas:
    1. En primer lugar, se le unieron los que estaban en apuros, cargados de deudas o amargados. El rey Saúl, en vez de haber sido un gobernante justo, había hecho lo que la mayoría de gobernantes hacen, y es el uso del ´´soborno´´.
      1. Las deudas son algo terrible, y en el tiempo de David, la persona endeudada lo podía perder todo, incluyendo su libertad, porque podía ser vendido como esclavo para liquidar su deuda.
      1. Se suponía que la ley de Moisés protegiera a los que estaban endeudados, pero no estaban recibiendo ayuda por parte del rey.
    1. Debemos recordar que Samuel había advertido a Israel de los abusos que el rey que ellos querían iba a hacer. Uno de ellos eran los IMPUESTOS, que seguramente habían dejado a algunos endeudados (1ª Samuel 8:10-22).
    1. LECCIÓN PARA NOSOTROS: Debemos recordar que así como David era perseguido, JESUCRISTO sigue siendo perseguido en el mundo. Perseguido en el sentido que sus seguidores son perseguidos por causa de Su Nombre. Pero JESUCRISTO hizo un llamado a todos los perseguidos, atormentados, y cargados, a venir a Él.
      1. (Mateo 11:28) «Vengan a mí todos ustedes que están cansados y agobiados, y yo les daré descanso.29 Carguen con mi yugo y aprendan de mí, pues yo soy apacible y humilde de corazón, y encontrarán descanso para su alma.30 Porque mi yugo es suave y mi carga es liviana.»
      1. Era un llamado a aquellos Judíos que estaban cargados con la ley y la tradición de los ancianos. Esa religiosidad que deja a la persona CARGADA, en vez de ALIVIANADA.
      1. Es un llamado a ser libres de la culpa y el peso del pecado, y a ser libres del temor a la muerte eterna.
      1. Debo recordar que ese peso de culpa es lo que las sectas imparten a sus seguidores. También los grupos controversiales que imponen cargas que no son Bíblicas a sus miembros.
  1. Saúl elimina a los sacerdotes de Nob. – (1ª Samuel 22:6-10) «Mientras Saúl estaba sentado a la sombra de un tamarisco que había en la colina de Guibeá, se enteró de que David y sus hombres habían sido localizados. Tenía Saúl su lanza en la mano, y lo rodeaban todos sus oficiales,7 a quienes les dijo: —¡Pongan atención, hombres de Benjamín! ¿También ustedes creen que el hijo de Isaí les va a dar tierras y viñedos, y que a todos los va a nombrar jefes de mil y de cien soldados?8 ¡Ahora veo por qué todos ustedes conspiran contra mí, y por qué nadie me informa del pacto que mi hijo ha hecho con el hijo de Isaí! Nadie se ha tomado la molestia de avisarme que mi propio hijo instiga a uno de mis súbditos a que se subleve y me aceche, como en realidad está pasando. 9 Doeg el edomita, que se encontraba entre los oficiales de Saúl, le dijo: —Yo vi al hijo de Isaí reunirse en Nob con Ajimélec hijo de Ajitob.10 Ajimélec consultó al Señor por David y le dio provisiones, y hasta le entregó la espada de Goliat
    1. Otra vez debemos recordar el aviso que Samuel le dio al pueblo de Israel cuando ellos pidieron rey. Noten que Saúl no confiaba en nadie, y sus oficiales cercanos eran de la tribu de Benjamín como él, y les había dado tierras y viñedos, y les había dado puestos como oficiales del rey. Eso es lo que los gobernantes hacen, por eso el SEÑOR les había advertido al pueblo. El pecado de Israel al pedir un juez había sido grave, por su rechazo de JEHOVÁ como el gobernante de Israel.
    1. Doeg el edomita ahora se ´´separa´´ de los otros oficiales en cuanto culpabilidad por ocultarle al rey, y acusa al sumo sacerdote de conspirar con David. Ahora seguimos con la MASACRE que Saúl perpetra sobre los sacerdotes del SEÑOR, de su pueblo, y de toda sus familias.
      1. (1ª Samuel 22:11-19) «Entonces el rey mandó a llamar al sacerdote Ajimélec hijo de Ajitob, y a todos sus parientes, que eran sacerdotes en Nob. Cuando llegaron,12 Saúl le dijo: —Escucha, hijo de Ajitob. —Diga, mi señor —respondió Ajimélec. 13 —¿Por qué tú y el hijo de Isaí conspiran contra mí? —le reclamó Saúl—. Le diste comida y una espada. También consultaste a Dios por él para que se subleve y me aceche, como en realidad está pasando. 14 Ajimélec le respondió al rey: —¿Quién entre todos los oficiales del rey es tan fiel como su yerno David, jefe de la guardia real y respetado en el palacio?15 ¿Es acaso ésta la primera vez que consulto a Dios por él? ¡Claro que no! No debiera el rey acusarnos ni a mí ni a mi familia, pues de este asunto su servidor no sabe absolutamente nada. 16 —¡Te llegó la hora, Ajimélec! —replicó el rey—. ¡Y no sólo a ti sino a toda tu familia! 17 De inmediato el rey ordenó a los guardias que lo acompañaban: —¡Maten a los sacerdotes del Señor, que ellos también se han puesto de parte de David! Sabían que estaba huyendo, y sin embargo no me lo dijeron. Pero los oficiales del rey no se atrevieron a levantar la mano en contra de los sacerdotes del Señor.18 Así que el rey le ordenó a Doeg: —¡Pues mátalos tú! Entonces Doeg el edomita se lanzó contra ellos y los mató. Aquel día mató a ochenta y cinco hombres que tenían puesto el *efod de lino.19 Luego fue a Nob, el pueblo de los sacerdotes, y mató a filo de espada a hombres y mujeres, a niños y recién nacidos, y hasta a los bueyes, asnos y ovejas
      1. Debemos recordar que Saúl había desobedecido a JEHOVÁ al no querer destruir a todos los Amalecitas como el SEÑOR le había ordenado. Esa fue una de las razones por qué Saúl fue rechazado por el SEÑOR. Sin embargo, con su propio odio, celos, y amargura, Saúl ordenó que toda la ciudad de Nob incluyendo mujeres, niños(as) y animales, fueran muerto.
  1. El castigo de DIOS llega. – Muchos piensan que el mal no es castigado por Dios. No siempre ocurre de una forma rápida. Pueden pasar años pero el castigo de DIOS alcanza a aquellos que hacen el mal. David escribió el SALMO 52 por esa masacre que Saúl y Doeg el edomita habían hecho.
    1. Debemos notar que Saúl fue un hombre que no se arrepentía. Su vida estaba llena de amargura, celos y envidia. Esa raíz de amargura ha sido la causa de muchas divisiones en Iglesias entre Cristianos, y en muchas familias. Veamos Hebreos 12:15:
      1. «Asegúrense de que nadie deje de alcanzar la gracia de Dios; de que ninguna raíz amarga brote y cause dificultades y corrompa a muchos»
      1. Podemos decir que raíz de amargura se refiere a una persona, que por su mala conducta, o por mala ´´doctrina´´ lleva a otros a descarriarse.
      1. Es por eso que el verso anterior, llama a la paz y a la santidad (Hebreos 12:14).

Conclusión

Oremos….

*Toda referencia Bíblica ha sido tomada de la Biblia, Nueva versión Internacional.

Venid todos los cargados

Por: pastor Daniel Brito

Título: Venid todos los cargados

Texto: Mateo 11:28-30:

«28Vengan a mí todos ustedes que están cansados y agobiados, y yo les daré descanso.29 Carguen con mi yugo y aprendan de mí, pues yo soy apacible y humilde de corazón, y encontrarán descanso para su alma. 30 Porque mi yugo es suave y mi carga es liviana.»*

Introducción:

Este es uno de los pasajes Bíblicos más hermoso que encontramos en la Biblia. Un llamado a toda persona para que deje su carga a los pies de la cruz, y reciba el perdón de sus pecados.  Trataremos los siguientes Puntos:

(1)    Tal como soy.
(2)    Todos traemos cargas.
(3)    Hay una obligación.
(4)    El Yugo es agradable.
(5)    Resumen.

Lección:

1.         Tal como soy. – Uno de los himnos antiguos llevaba este título. El himno hablaba de como Dios nos llamaba en la condición que estamos. Es con esto, que comenzamos nuestra lección. Algunos piensan en como arreglar sus vidas para poder entregarse a Dios. La realidad es que nadie puede venir a Dios siendo digno de Su aceptación. Dios nos acepta como venimos a Él, y entonces es Dios quien comienza a hacer el cambio en nuestras vidas.

a.         Si pudiéramos arreglar nuestras vidas por nuestras propias fuerzas, entonces no necesitaríamos de Dios. La creencia de casi todas las religiones del mundo es esa, que el hombre puede llegar a ser bueno haciendo buenas obras.  Pero la Biblia nos enseña que el hombre nace con la mancha del pecado y es por eso que necesita un Salvador. Venid a mí, dice el SEÑOR, TODOS, los cargados y cansados. Eso es toda persona. Desde el más vil, hasta el que se considera como el mejor. Con esto pasamos al siguiente punto.

2.         Todos traemos cargas. – Podemos preguntarnos, ¿Qué tipo de cargas se está refiriendo? El cansancio nos recuerda el trabajo físico que todos hacemos, agobiados o cargados es la carga que nos cansa y puede ser por diferentes razones:

a.         La carga del pecado que solo el Perdón de JESUCRISTO puede quitar.

b.         La carga que nos fatiga por parte de un mundo que no conoce a Dios y nos quiere imponer sus reglas.

c.         Para los Judíos que JESUCRISTO les está hablando, era también la carga de una ley religiosa que no podían cumplir.

d.         La carga del fracaso, sea moral, o sea en los planes de la vida diaria.

e.         El SALVADOR está llamando a dejar todas las cargas que lo fatigan a uno y a encontrar la PAZ que solo JESUCRISTO puede dar. Juan 14:27 dice: «La paz les dejo; mi paz les doy. Yo no se la doy a ustedes como la da el mundo. No se angustien ni se acobarden.»

f.          Veamos el siguiente punto.

3.         Hay una obligación“Carguen con mi yugo”, así comienza el verso 29 que ya leímos. Es una invitación a someterse al señorío de JESUCRISTO.[1] Llevar el yugo es una expresión que era común entre los rabíes judíos y significaba someterse a la autoridad y enseñanzas de un maestro.[2] Hay mucha gente en el mundo que quiere la ayuda de Dios, pero no quieren entregarle sus vidas a Él.

a.         “Y aprendan de mí, pues yo soy apacible y humilde de corazón, y encontrarán descanso para su alma.” Sigue diciendo el versículo 29. Noten las palabras del Salvador. Él mismo es el ejemplo que nosotros debemos seguir. El discípulo es un aprendiz, uno que aprende del ejemplo y las enseñanzas de su maestro.[3] En vez de ser orgullosos, o egoístas, nuestro SEÑOR nos dice que seamos “Apacibles y humildes de corazón.” Y es así es como encontraremos “Descanso a nuestra alma”. Es a través del sometimiento a JESUCRISTO que encontraremos el alivio que tanto deseamos. Veamos el siguiente punto.

4.         El Yugo es agradable – “Porque mi yugo es suave y mi carga es liviana“. Dice el versículo 30. Es posible que JESUCRISTO, cuando era joven, haya fabricado yugos para vender en la carpintería de José, pero aquí no se refiere a un yugo hecho de madera.[4] Este yugo es el que ya hemos mencionado. El yugo es el sometimiento al señorío de JESUCRISTO. El sometimiento a JESUCRISTO no es algo gravoso, al contrario, es un “yugo ajustado a nuestro cuello, de modo que no produce molestias ni roces.”[5] Someterse en obediencia a nuestro Salvador, es agradable. Tomemos el yugo del SEÑOR y dejemos todas nuestras cargas a los pies de la cruz.

5.         Resumen.

a.         El SEÑOR nos llama tal como somos. Es Él quien hace la obra en nosotros.

b.         El SEÑOR nos quiere traer alivio a nuestras almas cuando nosotros nos entregamos a Él.

c.         El Yugo que el SEÑOR nos impone, es agradable, no es gravoso.

Conclusión:

Oremos.

Notas:


[1].         James Bartley, Mateo, Comentario Mundo Hispano, p. 167, editorial Mundo Hispano.

[2].         Ibid.

[3].         Ibid. P. 168

[4].         Ibid. P. 168

[5].         Ibid.

*Toda referencia Bíblica es tomada de la Biblia, Nueva Versión Internacional.

**Este sermón fue predicado en Mayo, 2007.

Los Niños y el Joven Rico

Por: pastor Daniel Brito

TEXTO: Mateo 19:13-15

TITULO: Los Niños y el Joven Rico

INTRODUCCIÓN: Continuando con el Texto de la semana pasada, pasamos a dos relatos que siguen en este capítulo: uno es bien corto, y es el relato de los niños(as) que sus padres o madres traen a JESÚS para que los bendiga. Y el otro es el relato del Joven rico que viene a JESÚS a hacerle una pregunta. Es así como comenzamos nuestra lección en esta hermosa mañana.

1. Trasfondo. — Después de hablar del tema del divorcio, los padres y madres les traen a JESÚS sus niños(as) para que los bendijera. Lo más probable es que las madres que habían visto a JESÚS hacer tantos milagros con Sus Manos, también quisieran que esas Manos con poder para sanar, y para libertar, bendijeran a sus hijos(as).

a. De ahí la pregunta para nosotros: ¿Por qué no bautizamos niños(as) o infantes? — Porque el Bautismo en agua requiere que la persona se haya ARREPENTIDO de sus pecados. Eso es lo que podemos leer en Hechos 2:37-39:

i. «Cuando oyeron esto, todos se sintieron profundamente conmovidos y les dijeron a Pedro y a los otros apóstoles: —Hermanos, ¿qué debemos hacer? 38 — Arrepiéntase y bautícese cada uno de ustedes en el nombre de Jesucristo para perdón de sus pecados —les contestó Pedro—, y recibirán el don del Espíritu Santo.»

b. Un niño(a), y menos todavía un bebé, no puede entender la necesidad de arrepentirse, o de ser salvos.

i. Por esa razón bautizamos a los niños(as) que hallan llegado a cierta edad donde puedan entender verdaderamente lo que están haciendo.

2. El SEÑOR se disgusta. — Nuestro SEÑOR JESÚS no se disgusta con los niños, sino con sus discípulos que no los dejaban acercarse a Él.

a. Los discípulos no estaban haciendo algo malo, seguramente que ellos se preocupaban por el SEÑOR que tal vez estaba cansado, y para ellos, los niños seguramente que tenían menos valor en referencia a la Obra que JESUCRISTO estaba haciendo.

b. Lamentablemente esa es la actitud de muchos adultos en nuestros días, que piensan que los niños no necesitan la atención para evangelizarlos, y para educarlos Bíblicamente. Eso nos lleva al siguiente punto.

3. La instrucción de los hijos. — Debemos recordar la importancia que Dios le puso a los niños(as) en las Sagradas Escrituras, donde encontramos como Dios le ordenó a Israel enseñarle a sus hijos(as) las Escrituras.

a. Veamos Deuteronomio 6:6-7:

i. «Grábate en el corazón estas palabras que hoy te mando.7 Incúlcaselas continuamente a tus hijos. Háblales de ellas cuando estés en tu casa y cuando vayas por el camino, cuando te acuestes y cuando te levantes.»

4. De quienes son como ellos. — El SEÑOR JESÚS aquí nos dice que el Reino de los Cielos es para quienes son como ellos. Eso es porque los niños tienen una fe sencilla combinada con la inocencia. Como decía William Barclay: “La sencillez del niño está, desde luego, más próxima a Dios que ninguna otra cosa. La tragedia de la vida es que, a medida que nos hacemos mayores, nos vamos alejando de Dios en lugar de irnos acercando a Él.”

a. Cuando un niño(a) muere en la infancia o la niñez, es muy claro que el Sacrificio de JESUCRISTO en la Cruz del Calvario es suficiente para salvar su vida inocente, y pasar a la Presencia de Dios.

i. Estableciendo que la vida humana comienza cuando una mujer concibe, entonces los bebés abortados por la fuerza o abortados por otros casos, son una vida humana, y esa vida tiene un alma, la cual va directamente a la Presencia de nuestro SEÑOR JESUCRISTO.

ii. Lo mismo podemos decir de los niños que nacen anormales, y que aun siendo adultos, no pueden razonar.

iii. Con esto pasamos a la segunda parte de nuestra lección para terminar este capítulo.

5. La Pregunta del Joven Rico. — Ahora seguimos con la segunda historia del capítulo 19 de nuestro estudio. En comparación a lo que hemos dicho de la crianza de los niños, los padres de este joven rico parecen que lo habían educado muy bien en el conocimiento de las Sagradas Escrituras, aunque al llegar a la edad de adulto, encontramos una desviación en el joven en cuanto a su obediencia a la Ley de Moisés. (Mateo 19:16-22) «Sucedió que un hombre se acercó a Jesús y le preguntó: —Maestro, ¿qué de bueno tengo que hacer para obtener la vida eterna? 17 —¿Por qué me preguntas sobre lo que es bueno? —respondió Jesús—. Solamente hay uno que es bueno. Si quieres entrar en la vida, obedece los mandamientos. 18 —¿Cuáles? — preguntó el hombre. Contestó Jesús: — “No mates, no cometas adulterio, no robes, no presentes falso testimonio,19 honra a tu padre y a tu madre”, y “ama a tu prójimo como a ti mismo”. 20 —Todos ésos los he cumplido —dijo el joven—. ¿Qué más me falta? 21 —Si quieres ser perfecto, anda, vende lo que tienes y dáselo a los pobres, y tendrás tesoro en el cielo. Luego ven y sígueme. 22 Cuando el joven oyó esto, se fue triste porque tenía muchas riquezas.»

a. El Texto de Mateo es un poco diferente al Texto de Marcos y Lucas, donde este joven le llama a JESÚS: Maestro Bueno. Veamos Marcos 10:17:

i. «Cuando Jesús estaba ya para irse, un hombre llegó corriendo y se postró delante de él. —Maestro bueno —le preguntó—, ¿qué debo hacer para heredar la vida eterna? 18 —¿Por qué me llamas bueno? —respondió Jesús—. Nadie es bueno sino sólo Dios.»

ii. Nuestro SEÑOR aquí le está preguntando a este joven si él le estaba llamando DIOS a JESÚS, y tal vez estaba esperando la respuesta del joven rico AFIRMANDO que JESÚS es DIOS.

iii. Lucas dice que era Prominente o Principal en cuanto algún puesto, pero lo más probable es que era por su dinero.

b. Este hombre quería saber si podía hacer alguna OBRA para heredar la vida eterna.

i. Este joven era religioso porque había sido educado en las Sagradas Escrituras, pero había en él un vacío, y, una inseguridad que él quería llenar.

6. La Respuesta del SEÑOR. — «Si quieres entrar en la vida, obedece los mandamientos. 18 —¿Cuáles? —preguntó el hombre. Contestó Jesús: —”No mates, no cometas adulterio, no robes, no presentes falso testimonio,19 honra a tu padre y a tu madre” y “ama a tu prójimo como a ti mismo»

a. Noten que JESÚS le presenta los MANDAMIENTOS que representan la segunda Tabla de la Ley que trata con nuestros semejantes. No le dice nada sobre la parte de su devoción a Dios. A esto, el joven en seguida responde: «Todos ésos los he cumplido —dijo el joven—. ¿Qué más me falta?»

i. Se ha dicho mucho de este joven rico por su respuesta tan segura al decirle a nuestro SEÑOR que los había cumplido. No debemos pasar por alto que este joven seguramente se había cuidado de su comportamiento con sus semejantes en obediencia a la Ley, pero, había algo que había descuidado, y era su devoción completa hacia Dios.

7. La Avaricia es idolatría. — «Si quieres ser perfecto, anda, vende lo que tienes y dáselo a los pobres, y tendrás tesoro en el cielo. Luego ven y sígueme. 22 Cuando el joven oyó esto, se fue triste porque tenía muchas riquezas. 23 —Les aseguro —comentó Jesús a sus discípulos— que es difícil para un rico entrar en el reino de los cielos.24 De hecho, le resulta más fácil a un camello pasar por el ojo de una aguja, que a un rico entrar en el reino de Dios.»

a. El problema mayor de este joven era su amor por las riquezas. Por esa razón JESUCRISTO le dijo que se lo diera a los pobres, y que lo Siguiera. Veamos algunas cosas sobre esto:

i. En primer lugar, JESUCRISTO no le pidió lo mismo a otra gente. Habían personas ricas entre los seguidores del Salvador.

ii. En segundo lugar, algunos que predican el mensaje de prosperidad, dicen que JESÚS estaba esperando que el joven rico le entregara todo para darlo mucho más, y algunos dicen que cien veces más.

(1) Pero esa no era la intención de JESÚS, porque el problema no era que JESÚS lo quería bendecir con más riquezas, porque las riquezas habían ocupado el lugar de un dios en la vida de este joven.

iii. En tercer lugar, es como ya dije, que el corazón de este joven estaba en sus riquezas, y el que ama sus riquezas, es un idólatra. Por eso JESUCRISTO dijo en Mateo 6:19-21:

(1) «No acumulen para sí tesoros en la tierra, donde la polilla y el óxido destruyen, y donde los ladrones se meten a robar.20 Más bien, acumulen para sí tesoros en el cielo, donde ni la polilla ni el óxido carcomen, ni los ladrones se meten a robar.21 Porque donde esté tu tesoro, allí estará también tu corazón.»

b. El fracaso de este joven. — Este joven había tenido mucho éxito con sus riquezas, pero en su obediencia a Dios había fracasado. Se había cuidado en su comportamiento con sus semejantes, pero no se había cuidado de su devoción TOTAL a Dios, y había dejado que las riquezas nublaran su vista espiritual.

i. Una persona no tiene que ser rica para ser un avaro, porque la avaricia es el deseo de tener que pone su amor en esas cosas, y llega a ser un dios para esa persona.

ii. Que mejor ejemplo que el problema que hemos estado siendo testigos de los bancos y la bolsa de valores, que están fallando en este país, y todo por la avaricia de tantas personas de tener más.

(1) Y no es solamente a los bancos, los inversionistas, los vendedores de casas, los vendedores de préstamos, y también muchos compradores.

8. ¿Quien podrá ser salvo? — «Al oír esto, los discípulos quedaron desconcertados y decían: —En ese caso, ¿quién podrá salvarse? 26 —Para los hombres es imposible —aclaró Jesús, mirándolos fijamente—, mas para Dios todo es posible. 27 —¡Mira, nosotros lo hemos dejado todo por seguirte! —le reclamó Pedro—. ¿Y qué ganamos con eso? 28 —Les aseguro —respondió Jesús— que en la renovación de todas las cosas, cuando el Hijo del hombre se siente en su trono glorioso, ustedes que me han seguido se sentarán también en doce tronos para gobernar a las doce tribus de Israel.29 Y todo el que por mi causa haya dejado casas, hermanos, hermanas, padre, madre, hijos o terrenos, recibirá cien veces más y heredará la vida eterna.30 Pero muchos de los primeros serán últimos, y muchos de los últimos serán primeros.»

a. JESÚS les había dicho lo difícil para un rico entrar en el Cielo: “le resulta más fácil a un camello pasar por el ojo de una aguja, que a un rico entrar en el reino de Dios.”

i. Eso no es porque la persona sea rica, sino porque la persona ponía o pone, su corazón en las riquezas.

ii. Se ha dicho mucho sobre el ejemplo que JESÚS usó del camello y la aguja, donde algunos dicen que en Jerusalén había una entrada donde se tenían que bajar la carga de los camellos para poder entrar.

(1) Pero eso no es lo que JESUCRISTO está diciendo, nuestro SEÑOR está usando una hipérbole, o una exageración, para aclarar lo imposible que es para el ser humano de entrar en el Cielo por métodos humanos.

b. Esa imposibilidad para el ser humano, es totalmente POSIBLE para Dios, porque la Salvación es de Dios.

c. Dios quita los impedimentos cuando nos arrepentimos y obedecemos a Su Palabra.

i. ¿Quien puede entrar en Su Presencia? (Salmo 24:3-24a)

(1) “¿Quién puede subir al monte del Señor? ¿Quién puede estar en su lugar santo? 4 Sólo el de manos limpias y corazón puro….”

(2) Pero Solamente la Sangre de JESUCRISTO nos limpia de TODO pecado. (1 Juan 1:7)

(a) “Pero si vivimos en la luz, así como él está en la luz, tenemos comunión unos con otros, y la sangre de su Hijo Jesucristo nos limpia de todo pecado.”

Conclusión:
Pongamos atención al llamado del SEÑOR a llevar vidas entregadas a Él solamente. Oremos.

*Toda referencia Bíblica es tomada de la Biblia, Nueva Versión Internacional.

*Estes sermón fue predicado el 27 de Septiembre, 2008.

El hombre que superó obstáculos

Por: pastor Daniel Brito

TÍTULO: El hombre que superó obstáculos

TEXTO: (Lucas 19:1-10)

«Jesús llegó a Jericó y comenzó a cruzar la ciudad. Resulta que había allí un hombre llamado Zaqueo, jefe de los recaudadores de impuestos, que era muy rico. Estaba tratando de ver quién era Jesús, pero la multitud se lo impedía, pues era de baja estatura. Por eso se adelantó corriendo y se subió a un árbol para poder verlo, ya que Jesús iba a pasar por allí. Llegando al lugar, Jesús miró hacia arriba y le dijo: —Zaqueo, baja en seguida. Tengo que quedarme hoy en tu casa. Así que se apresuró a bajar y, muy contento, recibió a Jesús en su casa. Al ver esto, todos empezaron a murmurar: «Ha ido a hospedarse con un pecador.» Pero Zaqueo dijo resueltamente: —Mira, Señor: Ahora mismo voy a dar a los pobres la mitad de mis bienes, y si en algo he defraudado a alguien, le devolveré cuatro veces la cantidad que sea. —Hoy ha llegado la salvación a esta casa —le dijo Jesús—, ya que éste también es hijo de Abraham. 10 Porque el Hijo del hombre vino a buscar y a salvar lo que se había perdido.»

INTRODUCCIÓN:

Esta historia es un contraste con la del joven rico de Lucas 18. Este hombre llamado Zaqueo, también era un hombre rico. Se puede decir que lo tenía todo. Pero al igual que la historia del joven rico, tenía una necesidad que las riquezas no pueden llenar. La historia de Zaqueo nos muestra como la conversión cambia a una persona. Pero este hombre tenía algunos obstáculos que tenía que vencer. Trataremos los siguientes puntos:

  1. Trasfondo

  2. Su búsqueda

  3. Sus dificultades

  4. Su llamado

  5. Su obediencia

  6. El efecto de la conversión.

LECCIÓN:

  1. Trasfondo. Zaqueo era un publicano, ellos eran los que recaudaban impuestos para el imperio Romano, pero recaudaban más de lo que el imperio exigía, y así algunos como Zaqueo habían hecho muchas riquezas.

    1. Los impuestos se colectaban en TRES lugares: Capernaum, Jericó, y Jerusalén. Jericó tenía grandes ventajas como ciudad, ya que estaba en el cruce del Rio Jordán, y estaba cerca de Jerusalén. Jericó también era una ciudad rica.i Jericó era un centro de importaciones y exportaciones.

      1. Como jefe de los recaudadores de impuestos, Zaqueo recibía una parte de cada uno de los otros recaudadores de impuestos. Como dice un comentarista, Zaqueo era jefe del «cartel» de cobradores de impuestos de Jericó.ii

    1. El apóstol Mateo también había sido publicano, pero Zaqueo tenía un puesto más alto pues era jefe de los recaudadores de impuestos y, por eso se había hecho bien rico.

  1. Su búsqueda. Zaqueo seguramente que había oído hablar que JESÚS recibía a los publicanos y pecadores. El hombre que se sentía despreciado por todos, buscaba el amor de DIOS.

    1. El Texto Sagrado dice: «Estaba tratando de ver quién era Jesús».

    1. Tal vez había cierta curiosidad por conocer a JESÚS, siendo que Su fama se había regado por todo lugar, pero lo más seguro es que Zaqueo buscaba un cambio para su vida.

  1. Sus dificultades. Había dos cosas que estaban estorbando para que Zaqueo pudiera ver a JESÚS:

    1. La primera era la multitud. — La gente que buscaba ver a JESÚS, era la misma que impedía que él pudiera verlo. Como recaudador de impuestos, Zaqueo se estaba arriesgando a que muchos aprovecharían la oportunidad para pegarle una patada o un puñetazo o algo peor.iii

    1. La segunda dificultad era su estatura, ya que Zaqueo era bajo de estatura.

      1. Pero Zaqueo decidió superar sus dificultades subiéndose a un árbol sicómoro, algo que la decencia no habría permitido a un hombre considerado por su posición subir a un árbol.iv Pero la fe de Zaqueo venció.

      1. El árbol sicómoro podía crecer hasta 60 pies de alto, pero sus ramas anchas lo hacían fácil para subir.v

  1. Su llamado. JESÚS llama a Zaqueo por su nombre. No lo hace porque lo conocía, sino que siendo el Hijo de DIOS, Él sabía quién era Zaqueo.

    1. Eso nos recuerda que el Evangelio de Juan 2:25 dice: «No necesitaba que nadie le informara nada acerca de los demás, pues él conocía el interior del ser humano

    1. JESUCRISTO lo estaba llamando a que fuera Su discípulo. Es muy claro que nadie puede acercarse a Dios por sus propios esfuerzos. Juan 6:44 dice:

      1. «Nadie puede venir a mí si no lo atrae el Padre que me envió, y yo lo resucitaré en el día final.»

      1. DIOS busca al pecador, pero es responsabilidad del pecador responder o rechazar el llamado.

  1. Su obediencia. Zaqueo decide responder al llamado y ser obediente. Vemos que Zaqueo se apresuró en bajarse del árbol y: «muy contento, recibió a Jesús en su casa

    1. Zaqueo no recibió a JESÚS a regañadientes, ya que el Texto dice que muy CONTENTO recibió a JESÚS en casa.

    1. Zaqueo había encontrado lo que buscaba. Ahora vemos que él tenía otra dificultad que superar, y era la reacción de la multitud. La gente decía: «Al ver esto, todos empezaron a murmurar: «Ha ido a hospedarse con un pecador.»

      1. Al llamarle PECADOR, se referían a la profesión de Zaqueo. Para ellos, JESÚS no tenía que asociarse con gente como Zaqueo.

        1. Algunos Judíos consideraban que un recaudador de impuestos (especialmente un jefe de recaudadores) aunque hubiera nacido Judío, perdía el derecho de ser contado con el pueblo escogido.vi

      1. Pero JESÚS no iba a buscar ganancias por parte de Zaqueo, ni a buscar juntarse con personas que tenían mucho dinero. Nuestro Salvador conocía el corazón de Zaqueo, y había llegado a su casa para salvar su vida.

  1. El efecto de la conversión. Mucha gente busca una solución para la condición de su vida, pero no quieren convertirse a la Verdad. Es decir, al SEÑOR JESUCRISTO.

    1. Vemos que Zaqueo encontró con toda seguridad lo que buscaba, y no solamente habló de palabras, sino que como debe ser, con los hechos.

      1. Muchos dicen mucho, pero hacen poco. Sin embargo, Zaqueo cumplió lo que decía.

    1. Zaqueo hace una resolución, señal de su renunciamiento al mundo, había sido preparada en su corazón por el arrepentimiento y por el ardiente deseo de conocer al Salvador.vii

      1. Zaqueo decide que va a dar la mitad de todo lo que poseía a los pobres y que si había defraudado al alguien, se lo iba a devolver cuatro veces.

      1. No hay ninguna duda que Zaqueo estaba seguro de lo que estaba haciendo y que él sabía que iba a tener que devolverle a mucha gente cuatro veces la cantidad porque todo recaudador de impuestos de aquel tiempo hacía trampas para hacerse rico, y por esa razón eran tan odiados por el pueblo.

    1. Ahora tenemos dos cosas que nuestro SEÑOR JESÚS dice en casa de Zaqueo.

      1. En primer lugar dice: «Hoy ha llegado la Salvación a esta casa,» — JESUCRISTO no se dejó llevar por las críticas de la gente que decían que no debía ir a casa de un pecador, en este caso un recaudador de impuestos.

        1. Las palabras de nuestro SEÑOR nos afirman que Zaqueo había tenido una conversión genuina.

      1. En segundo lugar dice: «Porque el Hijo del hombre vino a buscar y a salvar lo que se había perdido».

        1. El propósito de Su venida es revelado en estas palabras, y es que JESÚS ha cumplido con tierno amor por Su vida y por Su muerte en la cruz del calvario.

        1. Buscar y salvar lo que estaba perdido habla de todos nosotros. Toda persona necesita el perdón de sus pecados que solamente Dios puede dar.

        1. Nadie puede recibir perdón si no se arrepiente de sus pecados y recibe a JESÚS como el Hijo de Dios y el Salvador del mundo.

Conclusión

Oremos…

*Todo Texto Bíblico sin otra indicación, ha sido tomado de la Santa Biblia, Nueva Versión Internacional.

Notas:

i Hughes, R. Kent (2014-09-30). Luke (2 volumes in 1 / ESV Edition): That You May Know the Truth (Preaching the Word) (Kindle Location 11716). Crossway. Kindle Edition.

ii Ibid.

iii William Barclay, Comentario al Nuevo Testamento, p. 345, Editorial CLIE

iv L. Bonnet, Comentario del Nuevo Testamento, tomo 1, p. 649, Casa Bautista de Publicaciones.

v R. T. France, Teach The Text Commentary Series, Luke, p. 298, Baker Books: 2013.

vi Ibid. p. 299.

vii Bonnet.

**Actualizado 10-05-2015.

¿Me amas?

Por: pastor Daniel Brito

TEXTO: Juan 21:15-25

TITULO: ¿Me amas?

INTRODUCCIÓN: En esta noche continuamos el tema de esta mañana, y concluimos también el estudio del Evangelio de Juan. Esta mañana estuvimos hablando sobre la Pesca Milagrosa que nuestro SEÑOR Resucitado obró en Sus discípulos. Ahora, concluimos este hermoso Evangelio. Es así como comenzamos nuestra lección.

1.    Cuando terminaron de desayunar. — Nuestro SEÑOR había hecho un gran milagro al darles 153 pescados que ellos a Su Palabra, habían obedecido y tirado la red. Podemos decir que JESUCRISTO se los dio, porque ellos no habían pescado nada, y podemos estar seguros que el SEÑOR hizo los pescados de la nada, o los trajo a la red de Sus discípulos.

a.    Podemos ver la Humanidad de JESUCRISTO al igual que Su Divinidad. No era un espíritu lo que ellos estaban viendo, sino que era al CRISTO GLORIFICADO.

b.    El SEÑOR JESÚS les había hecho de comer, y seguramente que había comido también. Su Cuerpo Glorificado no necesitaba comida, pero así como era palpable, podía aparecer y desaparecer, también podía comer si quería.

2.    Una pregunta hecha tres veces. — “Cuando terminaron de desayunar, Jesús le preguntó a Simón Pedro:   —Simón, hijo de Juan, ¿me amas más que éstos?  —Sí, Señor, tú sabes que te quiero —contestó Pedro.  —Apacienta mis corderos —le dijo Jesús. 16 Y volvió a preguntarle:  —Simón, hijo de Juan, ¿me amas?  —Sí, Señor, tú sabes que te quiero.  —Cuida de mis ovejas. 17 Por tercera vez Jesús le preguntó:   —Simón, hijo de Juan, ¿me quieres?  A Pedro le dolió que por tercera vez Jesús le hubiera preguntado: «¿Me quieres?» Así que le dijo:  —Señor, tú lo sabes todo; tú sabes que te quiero.  —Apacienta mis ovejas —le dijo Jesús—”

a.    Encontramos ahora a nuestro SEÑOR dirigiéndose hacia Pedro con tres preguntas. Algunos piensan que JESÚS salio caminando con Pedro y tuvo una conversación privada. Otros piensan que no, que la conversación fue delante de los demás.

b.    En realidad, no sabemos como fue, pero veamos lo que las preguntas dicen:

i.    El SEÑOR JESÚS le pregunta: ¿Me amas? Tres veces.

ii.    Entendemos que en el Texto griego, el SEÑOR usa dos palabras para amar, como también en el español diríamos: me amas, o me quieres. Tal como el Texto de la Nueva Versión Internacional lo tiene. Y algunos piensan que fue para ponerse a la par con Pedro, tal como usted puede verlo en el Texto de la NVI como ya dije.

(1)    Se ha dicho mucho sobre ese intercambio de palabras, pero en realidad, creo que la evidencia de los comentaristas a un lado y al otro, recae más sobre el uso intercambiable de esas palabras.

c.    La tristeza de Pedro se debía sin ninguna duda, a la tercera vez que JESÚS le pregunta lo mismo. Debemos recordar que Pedro se había jactado en decirle a JESÚS que él daría su vida por JESÚS (Juan 13:36-38). Y es ahí donde el SEÑOR predice que Pedro lo iba a negar tres veces antes que el gallo cantara.

i.    No hay duda que Pedro ya se había arrepentido, pero nuestro SEÑOR lo estaba restaurando al encararlo con esa pregunta tres veces.

ii.    Veamos en el siguiente punto la importancia del amor hacia DIOS.

3.    El amor a la Persona de CRISTO debe estar presente en nuestras vidas.

a.    ¿Puede alguien ser salvo si no ama a JESUCRISTO? Esa pregunta que en realidad nos muestra que no, es imposible ser salvo si uno no ama a JESUCRISTO.

i.    El amor a Dios es el Gran Mandamiento, y es nuestro deber amar a nuestro SEÑOR. Nuestro Salvador JESUCRISTO respondió esa pregunta en Mateo 22:36-37:

(1)    “—Maestro, ¿cuál es el mandamiento más importante de la ley? 37 —”Ama al Señor tu Dios con todo tu corazón, con todo tu ser y con toda tu mente”  —le respondió Jesús—”

b.    ¿De que vale tener puestos en la iglesia, y no amar a JESÚS?

c.    Un creyente puede que no entienda todavía la Doctrina Bíblica muy bien, pero si uno le pregunta si ama a JESUCRISTO, la respuesta es un si.

i.    Veremos un poco más en el siguiente punto.

4.    Si le amamos, debemos obedecerlo. — Juan 14:15 dice: “Si ustedes me aman, obedecerán mis mandamientos.”  Es claro que la obediencia siempre va unida al amor en las Sagradas Escrituras. No se puede jactar uno en el amor hacia Dios, si no se está  demostrando obediencia a la Palabra de Dios.

a.    El amor y la fidelidad a Dios son sinónimos, y no se pueden SEPARAR. 1 Pedro 1:3-9 dice:

i.    “¡Alabado sea Dios, Padre de nuestro Señor Jesucristo! Por su gran misericordia, nos ha hecho nacer de nuevo mediante la resurrección de Jesucristo, para que tengamos una esperanza viva4 y recibamos una herencia indestructible, incontaminada e inmarchitable. Tal herencia está reservada en el cielo para ustedes,5 a quienes el poder de Dios protege mediante la fe hasta que llegue la salvación que se ha de revelar en los últimos tiempos.6 Esto es para ustedes motivo de gran alegría, a pesar de que hasta ahora han tenido que sufrir diversas *pruebas por un tiempo.7 El oro, aunque perecedero, se acrisola al fuego. Así también la fe de ustedes, que vale mucho más que el oro, al ser acrisolada por las pruebas demostrará que es digna de aprobación, gloria y honor cuando Jesucristo se revele.8 Ustedes lo aman a pesar de no haberlo visto; y aunque no lo ven ahora, creen en él y se alegran con un gozo indescriptible y glorioso,9 pues están obteniendo la meta de su fe, que es su salvación.”

b.    Por eso encontramos en las Escrituras que cuando se habla del amor hacia el cónyuge, se incluye el comportamiento que incluye la fidelidad. Efesios 5:25-30 dice:

i.    “Esposos, amen a sus esposas, así como Cristo amó a la iglesia y se entregó por ella26 para hacerla santa. Él la purificó, lavándola con agua mediante la palabra,27 para presentársela a sí mismo como una iglesia radiante, sin mancha ni arruga ni ninguna otra imperfección, sino santa e intachable.28 Así mismo el esposo debe amar a su esposa como a su propio cuerpo. El que ama a su esposa se ama a sí mismo,29 pues nadie ha odiado jamás a su propio cuerpo; al contrario, lo alimenta y lo cuida, así como Cristo hace con la iglesia,30 porque somos miembros de su cuerpo.”

ii.    Noten el vínculo entre el amor y el comportamiento del esposo hacia la esposa.

5.    Un llamado a servir. — El SEÑOR está llamando una vez más a Pedro al servicio del Evangelio. Porque iban a ser ellos los que comenzaran a hacer la obra de pastorear y apacentar el rebaño de JESUCRISTO.

a.    Ese llamado no era un llamado a ser papa, como la iglesia tradicional enseña, sino que era un llamado a pastorear, y como eran los primeros, era la obra de apóstol la él iba a empeñar. 1 Pedro 5:1-4 dice:

i.    “A los *ancianos que están entre ustedes, yo, que soy anciano como ellos, testigo de los sufrimientos de *Cristo y partícipe con ellos de la gloria que se ha de revelar, les ruego esto:2 cuiden como pastores el rebaño de Dios que está a su cargo, no por obligación ni por ambición de dinero, sino con afán de servir, como Dios quiere.3 No sean tiranos con los que están a su cuidado, sino sean ejemplos para el rebaño.4 Así, cuando aparezca el Pastor supremo, ustedes recibirán la inmarcesible corona de gloria.”

b.    Ese es el trabajo del verdadero pastor o anciano en la Obra del Evangelio, porque el rebaño es de JESUCRISTO no es de nosotros. La Iglesia le pertenece a JESÚS, y los pastores o ancianos están llevando a cabo el puesto de ENCARGADOS del SEÑOR JESÚS que es CABEZA DE LA IGLESIA.

c.    Un verdadero pastor es sumiso a la Autoridad de JESUCRISTO, y se nota en su conducta.

i.    He escuchado tantas veces a personas hablar de un pastor que uno muy bien conoce que tiene fama de ser un dictador y con falta de amor hacia los miembros de la iglesia, pero enseguida las personas responden que Dios lo está usando en gran manera.

ii.    El que así hace, puede que gane muchas almas para el Evangelio, pero de igual manera desparrama las almas otra vez.

iii.    El verdadero obrero de JESUCRISTO debe ser sumiso como ya dije a la autoridad de JESUCRISTO el Hijo de Dios.

6.    ¡Sígueme! — Juan 21:18-19: “De veras te aseguro que cuando eras más joven te vestías tú mismo e ibas adonde querías; pero cuando seas viejo, extenderás las manos y otro te vestirá y te llevará adonde no quieras ir. 19 Esto dijo Jesús para dar a entender la clase de muerte con que Pedro glorificaría a Dios. Después de eso añadió: —¡Sígueme!”

a.    Seguramente que todos conocemos a alguien que ha llegado a una edad avanzada, sea una viuda, o un viudo, y tenga que estarse dividiendo entre sus hijos o hijas.

i.    La persona así, cuando era joven, hacía lo que quería, e iba a donde quería ir, pero ahora que está anciano o anciana, tiene que ir a donde lo lleven.

b.    Pero eso no es lo JESÚS le está diciendo a Pedro, sino que según nos dice aquí el Texto Sagrado, era de la forma que Pedro iba a glorificar a JESÚS en su muerte.

i.    El apóstol Juan estaba escribiendo este Evangelio entre el año 85-95 de nuestra era.

ii.    El apóstol Pedro murió martirizado según la tradición de la Iglesia por el 65-66 de nuestra era.

(1)    La tradición de la Iglesia dice que Pedro fue crucificado con la cabeza para abajo a petición de él mismo, para no morir igual a su SEÑOR.

iii.    Quiere decir que Pedro ya había dado su vida por JESUCRISTO, y sin duda, Juan lo sabía muy bien.

7.    El final del Evangelio de Juan. — Juan 21:20-25:  “Al volverse, Pedro vio que los seguía el discípulo a quien Jesús amaba, el mismo que en la cena se había reclinado sobre Jesús y le había dicho: «Señor, ¿quién es el que va a traicionarte?»21 Al verlo, Pedro preguntó:  —Señor, ¿y éste, qué? 22 —Si quiero que él permanezca vivo hasta que yo vuelva, ¿a ti qué? Tú sígueme no más. 23 Por este motivo corrió entre los hermanos el rumor de que aquel discípulo no moriría. Pero Jesús no dijo que no moriría, sino solamente: «Si quiero que él permanezca vivo hasta que yo vuelva, ¿a ti qué?» 24 Éste es el discípulo que da testimonio de estas cosas, y las escribió. Y estamos convencidos de que su testimonio es verídico. 25 Jesús hizo también muchas otras cosas, tantas que, si se escribiera cada una de ellas, pienso que los libros escritos no cabrían en el mundo entero.”

a.    Noten que Pedro enseguida le pregunta a JESÚS sobre Juan que iba siguiéndolos.

b.    JESÚS le dice algo que todos debemos ponerle atención, y es que Dios trata con nosotros de una forma individual.

c.    El testimonio del autor que es el apóstol Juan, sin ninguna duda, es digno de confianza.

d.    El propio Juan nos dice que JESUCRISTO hizo muchos otros milagros que no están escrito en este libro, y sabemos que tampoco en los sinópticos, y es una prueba que nuestro SEÑOR no dejó ninguna duda con Sus Hechos, que Él era el Hijo de Dios, el Cristo el Mesías prometido.

CONCLUSIÓN:

Si nos examinamos a nosotros mismo, ¿cómo veremos el amor nuestro hacia Dios? ¿Qué dicen nuestros hechos? El arrepentimiento genuino y la conversión debe producir un cambio ¿ya lo has hecho?

*Toda referencia Bíblica es tomada de la Biblia, Nueva Versión Internacional.

**Este sermón fue predicado el 13 de Julio, 2008.

Eneas

Por: pastor Daniel Brito

Título: Eneas

Texto: Hechos 9:32-35
«Pedro, que estaba recorriendo toda la región, fue también a visitar a los santos que vivían en Lida.33 Allí encontró a un paralítico llamado Eneas, que llevaba ocho años en cama. 34 «Eneas —le dijo Pedro—, Jesucristo te sana. Levántate y tiende tu cama.» Y al instante se levantó.35 Todos los que vivían en Lida y en Sarón lo vieron, y se convirtieron al Señor. »*

Introducción:
Esta noche estaremos hablando de un hombre que muy poco se habla de él. En realidad, solamente es mencionado en esta cita del Texto Sagrado, que ocurre cuando el apóstol Pedro sale en recorrido por algunos lugares. En la Biblia encontramos que Dios se interesa por toda la gente, sin importarle su condición social o física.

Trataremos los siguientes temas:
(1)    Una visita a los santos.
(2)    Un caso deplorable.
(3)    JESUCRISTO te sana.
(4)    Un acto decisivo.
(5)    Muchas conversiones.

Lección:
1.    Una visita a los santos. — Al comenzar nuestra lección, encontramos al apóstol Pedro haciendo una gira itinerante a otras ciudades, donde llega a la ciudad de Lida, que estaba a unas 25 millas de Jerusalén.  Allí nos dice el Texto Sagrado que, fue también a visitar a los santos que vivían en Lida. En el Nuevo Testamento encontramos en varios lugares el uso de “santos” para referirse a los Creyentes en CRISTO JESÚS. “Es la palabra que Pablo usaba corrientemente para describir a un miembro de la iglesia, como cuando dirige sus cartas a los santos de tal y tal sitio.”¹  La palabra original quiere decir “consagrado”, “separado, o “diferente”. No se refiere a personas perfectas, porque no las hay; ni tampoco a personas canonizadas; sino que se refiere a todo el que ha lavado su vida en la Sangre de JESUCRISTO. De ahí que Dios nos “separa”, para ser DIFERENTES, y así somos llamados a SERVIR. Sigamos con nuestro siguiente punto.

2.    Un caso deplorable. — No sabemos si este hombre era un discípulo, pero lo más probable es que conocía el Evangelio por su reacción a la orden de Pedro que JESUCRISTO lo estaba sanando. Las palabras tienen que ser entendidas para que la persona responda. “No dudo que Eneas se acordó lo que antes había oído de JESUCRISTO, y de su vida maravillosa y de Su muerte.”²  De lo que sí podemos estar seguro es que Eneas estaba en una condición deplorable; era un hombre bien enfermo.

a.    Un hombre paralítico en aquellos tiempos no podía valerse por sí mismo. No habían sillas de rueda como las hay en nuestros días. Puede ser que por el día lo pusieran a mendigar en la calle, como era tan común con las personas lisiadas que no podían valerse por sí mismo. Tal vez si era un padre de familia, vivían en la miseria porque el Texto Sagrado dice que tenía ocho años en esa condición.

b.    Es en condiciones como ésta, donde uno puede notar cómo es que Dios se interesa hasta por las personas que para otros son tan insignificantes. Pero para Dios todos somos iguales. Sigamos con el siguiente punto.

3.    JESUCRISTO te sana. — Noten que Pedro no dice nada de él mismo, sino que le dice a Eneas que JESUCRISTO te sana. No era Pedro el que lo estaba haciendo, más bien, era que el apóstol Pedro estaba siendo un instrumento de Dios en ese momento.

a.    Eneas creyó al mensaje de Pedro en ese momento. Él pudo saber que no era Pedro el que estaba haciendo la obra sino que en ese momento estaba siendo tocado por el Médico Divino, El mismo Hijo de Dios.

b.    Ahora, noten que Pedro no solamente le dice que JESUCRISTO lo estaba sanando, sino que le dice: “Levántate y tiende tu cama.” “Por el hecho de que Dios nos cure, no vamos a quedar ociosos, sino que hemos de hacer uso precisamente del poder que se nos ha concedido. Ya no es lecho del dolor, sino cama de descanso.”³

c.    Ahora Eneas no iba a tener que mendigar, sino que con sus propias manos iba a poder ganarse el sustento para su hogar. De ahí la orden del apóstol Pedro que hiciera su cama. Ya no necesitaba que le pusieran las cosas en las manos; ahora él podía valerse por sí mismo. Continuamos con el siguiente punto.

4.    Un acto decisivo. — Eneas hizo un acto decisivo de fe al creer que JESUCRISTO lo sanaba. Es así como JESUCRISTO también salva al pecador. Sí, la peor enfermedad que una persona puede tener es la enfermedad del pecado que daña el alma. A eso también podemos decir que TODA persona necesita recibir el nuevo nacimiento en su vida que quita la enfermedad del alma.

a.    De ahí podemos recordar las Palabras del Salmo 103:3-4 que dice:

i.    “Él perdona todos tus pecados y sana todas tus dolencias; él rescata tu vida del sepulcro y te cubre de amor y compasión”

ii.    Lo más importante para una persona, es recibir el perdón de sus pecados y ser rescatados de la muerte espiritual que lleva a la perdición eterna.

b.    No solamente JESUCRISTO tiene poder para salvar del pecado, Él tiene poder para sanar nuestros cuerpos, y cubrirnos de amor y compasión, como dice el Texto que hemos leído. Sigamos con nuestro último punto.

5.    Muchas conversiones. — Ahora el Texto Sagrado nos dice que: “Todos los que vivían en Lida y en Sarón lo vieron, y se convirtieron al Señor.” La gente conocía a Eneas personalmente, y el testimonio del milagro efectuado en ese pueblo se corrió bien rápido. Eso hizo que mucha gente se convirtiera al SEÑOR JESÚS.

a.    Cada vez que JESUCRISTO hace un milagro en una vida, impacta las vidas de las personas cercanas a esa vida.

b.    No hay nada mejor que entregarle a JESUCRISTO todos los pesares, las cargas, los pecados, los vicios, y pedirle al SEÑOR que haga un cambio en su vida, así como cambió la vida de Eneas.

Conclusión:
¿Hay algo que te aflige en esta noche? ¿Le has entregado tu vida al Salvador del Mundo? El SEÑOR nos llama que así como el apóstol Pedro dijo: “Jesucristo te sana”, así podamos decir de nosotros mismo: Jesucristo me sana; Jesucristo me salva; JESUCRISTO me liberta.

Notas:

1. William Barclay, Comentario al Nuevo Testamento, p. 520, editorial CLIE.

2.  Charles Spurgeon, Aeneas.

3. Francisco Lacueva, Comentario Bíblico de Matthew Henry, p. 1527, editorial CLIE.

*Toda Referencia Bíblica es tomada de la Biblia Nueva Versión Internacional.

**Este sermón fue predicado en Julio, 2008.