Viviendo el Evangelio

Por: pastor Daniel Brito

TÍTULO: Viviendo el Evangelio

TEMA: Los propósitos del año Nuevo

TEXTO: Romanos 1:16-17

«A la verdad, no me avergüenzo del evangelio, pues es poder de Dios para la salvación de todos los que creen: de los judíos primeramente, pero también de los gentiles. 17 De hecho, en el evangelio se revela la justicia que proviene de Dios, la cual es por fe de principio a fin, tal como está escrito: «El justo vivirá por la fe.»

INTRODUCCIÓN:

Ya estamos en la segunda semana del año 2016, pero seguramente que los propósitos nuevos para este año, están todavía frescos en nuestras mentes. Pero en esta noche vamos a tratar sobre un propósito que no es nuevo, pero que debemos REFRESCAR en nuestras vidas, y es lo que el Evangelio debe significar para nosotros. Trataremos los siguientes puntos:

  1. Trasfondo

  2. Sin avergonzarse

  3. Poder, salvación, fe y justicia

  4. El Mensaje Declarado

LECCIÓN:

  1. Trasfondo. Estos dos versos que hemos leído expresan el tema de nuestra Epístola, y contienen la verdad transformadora que DIOS ha puesto en las manos de los hombres.i Evangelio en el idioma original quiere decir: «Buenas Nuevas» o «Buenas Noticias.» No es un mensaje de hombres, sino que es DIVINO, ya que procede de DIOS.

  1. Sin avergonzarse. El apóstol Pablo no se avergonzaba del Evangelio, aun en las situaciones difíciles. Ese es el ejemplo que la historia de la Iglesia Perseguida de los primeros tres siglos siguió, y es como muchos Cristianos fueron muertos por NO NEGAR al SEÑOR JESÚS. Es decir, el EVANGELIO.

    1. Seguramente que el apóstol Pablo tenía en mente las Palabras del SEÑOR JESÚS en Marcos 8:38:

      1. «Si alguien se avergüenza de mí y de mis palabras en medio de esta generación adúltera y pecadora, también el Hijo del hombre se avergonzará de él cuando venga en la gloria de su Padre con los santos ángeles.»

    1. Pablo también sabía que el mensaje de la CRUZ DE JESUCRISTO era un TROPIEZO para los judíos que despreciaban la CRUZ DE JESÚS, y era LOCURA para los gentiles que dependían de sus propias ideas y filosofías.

      1. (1 Corintios 1:22-25) «Los judíos piden señales milagrosas y los gentiles buscan sabiduría, mientras que nosotros predicamos a Cristo crucificado. Este mensaje es motivo de tropiezo para los judíos, y es locura para los gentiles, 23 24 pero para los que Dios ha llamado, lo mismo judíos que gentiles, Cristo es el poder de Dios y la sabiduría de Dios. 25 Pues la locura de Dios es más sabia que la sabiduría humana, y la debilidad de Dios es más fuerte que la fuerza humana.»

    1. En nuestros tiempos, los cambios sociales han creado un ambiente antagonista al Evangelio.

      1. En lo moral:

        1. Por la redefinición del Matrimonio.

        1. Por la aceptación de la Inmoralidad sexual por nuestra sociedad.

        1. Por el poco respeto a la vida humana por medio del aborto.

      1. En lo espiritual:

        1. Por el crecimiento del secularismo y ateísmo.

        1. Por la cantidad de diferentes creencias en las tantas religiones y sectas.

      1. ANÉCDOTA: Martin Lutero, el gran reformador del siglo 16, había advertido a la gente en ocasiones anteriores que cada vez que el evangelio es predicado con precisión y pasión, que traería conflictos, y ya que la gente huye de un conflicto, cada generación tiende a diluir u ocultar el Evangelio, lo cual permite ser eclipsado por la oscuridad como había sido durante siglos antes de la Reforma. En el momento de la muerte de Lutero, ese eclipse ya estaba ocurriendo en Alemania.ii

        1. Noten que «diluir» el Evangelio es lo mismo que «avergonzarse» del Evangelio. Eso es porque se «cambia» el Evangelio, para que no OFENDA a algunos.

    1. Nosotros al igual que el apóstol Pablo, debemos decir con toda seguridad que NO NOS AVERGONZAMOS del Evangelio, ya que solamente el EVANGELIO, lleva a la vida eterna con DIOS.

  1. Poder, salvación, fe y justicia. (Romanos 1:16-17) «A la verdad, no me avergüenzo del evangelio, pues es poder de Dios para la salvación de todos los que creen: de los judíos primeramente, pero también de los gentiles. De hecho, en el evangelio se revela la justicia que proviene de Dios, la cual es por fe de principio a fin, tal como está escrito: «El justo vivirá por la fe.»

    1. Noten en este punto lo que el Evangelio contiene: PODER, SALVACIÓN, FE Y JUSTICIA.

      1. Poder, porque es el mismo PODER de DIOS que cambia al pecador.

      1. Salvación, porque es la única manera de poder ir al Cielo por medio de JESUCRISTO.

      1. Fe, porque no es por obras meritorias, sino por la FE en JESUCRISTO y Su Obra Redentora en la Cruz del Calvario, y Su Resurrección corporal de entre los muertos.

      1. Justicia, porque por medio de la Obra Redentora en la Cruz del Calvario, el pecador es declarado «justo» sin merecerlo (2 Corintios 5:21).

    1. ¿Qué es lo que el Evangelio requiere del pecador?

      1. En primer lugar: CREER, nadie puede ser salvo si no ha CREÍDO en JESUCRISTO como Salvador de su vida.

      1. En segundo lugar: DEBE VIVIR EL EVANGELIO. «…pues es poder de Dios para la salvación de todos los que creen…»

        1. Vivir el Evangelio es OBEDECER el Evangelio.

  1. El Mensaje Declarado. Ahora en nuestro último punto, es necesario ver que después de CREER y VIVIR el Evangelio, el creyente debe DECLARAR el Evangelio. Es decir, debe COMPARTIRLO con otros.

    1. Eso no lo hacemos para ser salvos, sino porque SOMOS salvos. Todo creyente es responsable de cumplir la GRAN COMISIÓN dada por nuestro SEÑOR JESUCRISTO después de Su Resurrección.

      1. (Mateo 28:19-20) «Por tanto, vayan y hagan discípulos de todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo, 17 20 enseñándoles a obedecer todo lo que les he mandado a ustedes. Y les aseguro que estaré con ustedes siempre, hasta el fin del mundo.»

    1. «El que recibe estas buenas noticias se libra de:

      1. La enfermedad del pecado.

      2. Los hurtos espirituales de Satanás.

      3. La muerte espiritual y la condenación eterna.»iii

    1. Que en este nuevo año que comienza, podamos proponernos COMPARTIR el Evangelio con otra persona, e invitarla a un Culto de Hogar como este, o a la iglesia, deseando que el PODER DEL EVANGELIO PREDICADO, transforme las vidas por medio de nuestro SEÑOR JESUCRISTO, nuestro SALVADOR.

Conclusión

Oremos…

*Todo Texto Bíblico sin otra indicación, ha sido tomado de la Santa Biblia, Nueva Versión Internacional.

Notas:

i John McArthur, The MacArthur New Testament Commentary, Romans, Kindle location 1335, Moody Press: 1991.

ii R. C. Sproul, Romans, St. Andrews’s Expositional Commentary, p. 31, Crossway: 2009.

iii Kittim Silva, Bosquejos para Predicadores, Tomo 2, p. 132, editorial CLIE: 1985.

La esperanza que hay en nosotros

Por: pastor Daniel Brito
Título: La esperanza que hay en nosotros

Texto: 1 Pedro 3:15-16:    «Más bien, honren en su corazón a Cristo como Señor. Estén siempre preparados para responder a todo el que les pida razón de la esperanza que hay en ustedes.16 Pero háganlo con gentileza y respeto, manteniendo la conciencia limpia, para que los que hablan mal de la buena conducta de ustedes en Cristo, se avergüencen de sus calumnias.»*

Instrucción:
Para muchos en este mundo, no hay esperanza. Sea en cuanto a salir de la pobreza, o de la enfermedad, o tal vez en lugares donde hay guerra. El futuro es bien opaco para mucha gente. Cuando hablamos de ESPERANZA, no estamos hablando de un “Ojalá”.  La esperanza del Cristiano se basa en la FE, la cual es la confianza o seguridad en la Palabra Inspirada de Dios. Trataremos los siguientes Puntos:
(1)    La Pregunta.
(2)    Listos para Responder.
(3)    La Respuesta.

Lección:
1.    La Pregunta. — El Texto que hemos leído se está dirigiendo a aquellos hermanos que bajo persecución son cuestionados sobre sus creencias. Podríamos agregar que: “en un mundo hostil y suspicaz, era inevitable que se llamara al cristiano a defender la fe que confesaba y la esperanza por la que vivía.”¹ El apóstol Pedro les dice a ellos, y a nosotros también, que no teman responder y dar una razón por sus creencias. En esta gran nación, no somos perseguidos con cárcel por nuestras creencias, pero si somos cuestionados regularmente sobre el por qué creemos lo que creemos.

a.    Primeramente, la ESPERANZA del Cristiano es tan real y tan distinta a la de otros, que los no cristianos se asombran y tienen que preguntar.

b.    Segundo, es normal que las personas que lo conocen a uno y ven la conducta de uno, quieran preguntar sobre por qué creemos de esa forma, o por qué no hacemos lo que otros hacen. O por qué hablamos diferente.  Veamos ahora el siguiente punto.

2.    Listos para Responder. — El apóstol Pedro nos dice que estemos listos para responder. Esto quiere decir que debemos saber como responder. Es cierto que una persona que tiene poco tiempo en el Evangelio, pueda pensar que no va a saber responderle a alguien que le pregunte. Entonces, ¿Cómo responder? Toda persona que ha tenido un encuentro con JESUCRISTO, ya no es igual. El apóstol Pablo dice en 2 Corintios 5:17: «Por lo tanto, si alguno está en Cristo, es una nueva creación. ¡Lo viejo ha pasado, ha llegado ya lo nuevo!»

a.    Esto quiere decir que una persona que todavía no conoce mucho la Biblia, puede testificarle a otra de las maravillas que Dios ha hecho en su vida. La vida cambiada es un testimonio del Poder de Dios que ha obrado en nosotros.

b.    Pero en medio de un mundo que se jacta en su conocimiento y sus adelantos, y es hostil al Evangelio, debemos motivarnos a ser como aquellos Judíos de Berea, que cuando Pablo les llevó el Evangelio, decidieron examinar las Escrituras para ver si era cierto. Hechos 17:7-10 dice:

i.    «10 Tan pronto como se hizo de noche, los hermanos enviaron a Pablo y a Silas a Berea, quienes al llegar se dirigieron a la sinagoga de los judíos.11 Éstos eran de sentimientos más nobles que los de Tesalónica, de modo que recibieron el mensaje con toda avidez y todos los días examinaban las Escrituras para ver si era verdad lo que se les anunciaba.12 Muchos de los judíos creyeron, y también un buen número de griegos, incluso mujeres distinguidas y no pocos hombres.»

c.    En las Escrituras encontramos la Verdad del Evangelio. Encontramos la Palabra Inspirada por Dios, y es por esa razón que debemos examinar las Escrituras para estar LISTOS para poder dar una razón de lo que creemos a quien nos pregunte. Veamos ahora nuestro último punto.

3.    La Respuesta. — Comenzamos esta lección con el Texto que nos habla de la Esperanza que hay en nosotros. Una ESPERANZA bien cimentada es buena para todo el tiempo. Es buena en la pobreza. Es buena en la enfermedad. Es buena en la hora de morirse, y cuando enterramos un cuerpo, tenemos Esperanza que un día vamos a resucitar.

a.    ¿En qué se basa nuestra Esperanza? En el regalo de Dios. JESUCRISTO dijo en Juan 5:24:

i.    «Ciertamente les aseguro que el que oye mi palabra y cree al que me envió, tiene vida eterna y no será juzgado, sino que ha pasado de la muerte a la vida.»

ii.    Romanos 6:23 dice:

(1)    «Porque la paga del pecado es muerte, mientras que la dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús, nuestro Señor.»

b.    Una dádiva es un don, es un regalo. La vida eterna es un regalo de Dios para todo aquel que ha entregado su vida a JESUCRISTO y puesto su confianza totalmente en Él. Si es un regalo que Dios me ha dado, entonces es MI ESPERANZA.

c.    Noten que el Texto dice que el que cree en JESUCRISTO “TIENE”, no dice que tendrá Vida Eterna cuando vaya a morir. Tiene VIDA ETERNA quiere decir que aquí mismo en esta Célula, sí hemos entregado nuestra vida al Salvador del mundo, tenemos vida eterna. Hemos pasado de muerte a vida. De condenación, a Vida Eterna.

4.    Resumen.

a.    La Pregunta nos hace pensar en que responder.

b.    Respondemos con esa seguridad que nos da la ESPERANZA en el regalo de Dios a todo aquel que ha entregado su vida y cree en el Salvador del mundo, y esa Esperanza es: La Vida Eterna.

Conclusión:
NOTA: Esta parte no es para leerla. Es para el “Predicador(a)” de este bosquejo, quien debe saber bien las personas que tiene delante, y como debe concluir este mensaje. Sea con llamamiento, y si es así, cual.

Notas:

1. William Barclay, Comentario al Nuevo Testamento, p. 995, editorial CLIE.

*Toda referencia Bíblica es tomada de la Biblia, Nueva Versión Internacional.

**Este sermón fue predicado en Junio, 2007.